PIDE EL DIVORCIO PORQUE SU MARIDO SÓLO “CUMPLE” TRES O CUATRO VECES A LA SEMANA
10426A.jpg
Ángeles Espinosa

Las mujeres musulmanas son un pozo de sorpresas. En Occidente estamos muy confundidos con sus velos y su vestimenta que percibimos como extremadamente conservadora. Debajo de esas capas de tela hay a menudo mujeres de rompe y rasga. Por mi trabajo me ha tocado entrevistar a activistas, abogadas, madres coraje y un montón de valientes que no desdirían en ningún lugar del mundo. Pero no estaba preparada para esto.

De acuerdo con una información aparecida en el diario emiratí Gulf News, una mujer ha acudido a los tribunales para pedir el divorcio porque su marido no la satisface sexualmente. Aunque el periódico no facilita datos sobre la nacionalidad de la demandante, se deduce que se trata de una musulmana porque ha presentado su demanda en el Tribunal de la Sharía de Dubái.

La esposa insatisfecha asegura que su marido sólo puede mantener relaciones sexuales con ella “tres o cuatro veces a la semana”, lo que a ella le parece “insatisfactorio”. Aunque a tenor de recientes artículos publicado debería darse con un canto en los dientes ya que “por término medio, los hombres casados de menos de 65 años responden en las encuestas que mantienen relaciones sexuales una vez a la semana”. Aunque la realidad puede ser menos animada. Claro que los estudios en cuestión se refieren a Estados Unidos y aquí estamos en la península Arábiga.

Interrogada por el juez, la señora respondió que deseaba a su marido “dos o tres veces al día”, algo que al parecer a él se le hace muy cuesta arriba. Así que como no logró un arreglo satisfactorio con él, optó por llevarle a los tribunales y solicitar un divorcio por daños. 

Realmente hay que ser muy osada, o estar muy harta, para lanzarse a pedir un divorcio en tierras del islam. Mientras que para ellos se trata de un procedimiento directo y sin complicaciones, las mujeres tienen que demostrar que existe maltrato físico o emocional, fracaso en cumplir el propósito del matrimonio, infidelidad o incapacidad del marido para mantener a su familia.

Es posible que la demandante haya intentado agarrarse a la segunda causa, pero incluso así ello le obliga a exponer su vida sexual ante un tribunal en el que previsiblemente los hombres son mayoría, una situación bastante embarazosa en un entorno en el que esos asuntos rara vez salen del ámbito privado. 

De momento, el juez le ha dicho que mantener relaciones sexuales sólo tres o cuatro veces a la semana no le parece dañino y que resulta un motivo insuficiente para obtener el divorcio; además, le ha sugerido que se someta a un tratamiento médico. Ella se ha negado y ha pedido que sea su marido el que se someta a un examen. Así que el tribunal ha referido al demandado a un centro médico para que confirme que está en perfecto estado de revista y es capaz de satisfacer a su mujer. El juicio continuará entonces.

 

Edición de esta semana
CLUB ROTARIO DE WEST LITTLE ROCK OTORGA BECAS A LATINOS 
El miércoles 13 durante su junta semanal regular, el West Little Rock Rotary Club a través de su Fondo de Educación y Beneficencia, entregó becas de estudios de $1.000 por semestre para el año académico 2018-19, a tres jóvenes estudiantes secundarios graduados que cumplieron con los requisitos de calificaciones, necesidad financiera, liderazgo, y servicios a la comunidad y/o escuela.   / ver más /
EL LATINO recibió la denuncia del padre de una alumna de la escuela Hall High de Little Rock, cuando se dio cuenta que, en el boletín escolar de la niña, no habían traspasado la mitad de sus créditos por los cursos completados.     / ver más /
Michel Leidermann
comentario
par Michel Leidermann
Si puede, recuerde cuando usted era pequeño y recuerde cómo se sintió al estar separado de su madre y su padre. No solo jugando en el patio o en la calle o parque, incluso por un corto momento, sino verdaderamente perdido. Recuerde el pánico que sintió.   / ver más /