CUBA ES EL PRIMER PAÍS EN ELIMINAR LA TRANSMISIÓN DEL VIH DE MADRE A HIJO 
LA ORGANIZACIÓN MUNDIAL DE LA SALUD HA VALIDADO QUE CUBA HA LOGRADO ERRADICAR LA TRANSMISIÓN EN EL EMBARAZO O EL PARTO DEL VIH Y DE LA SÍFILIS
10765A.jpg

Cada año, alrededor de 1,4 millones de mujeres con VIH se quedan embarazadas. Si no reciben tratamiento, las posibilidades de que transmitan el virus a su bebé durante la gestación, parto o lactancia oscilan entre el 15 y el 45%. Así que lograr cortar este círculo vicioso que provoca la continuación de un virus que se lleva décadas combatiendo sin que aún se haya logrado una cura efectiva, no es un desafío menor. 

Pero eso es lo que ha conseguido Cuba, tal como ha reconocido oficialmente la Organización Mundial de la Salud (OMS) entregando a Cuba la primera certificación del mundo que avala que un país ha logrado el reto doble de eliminar la transmisión de madre a hijo del VIH y, también de la sífilis congénita.

Se cree que Canadá, Estados Unidos y Puerto Rico también pueden haber eliminado la transmisión madre-hijo del VIH

Según la OMS, el número de niños que nacen cada año con VIH se ha reducido a casi la mitad desde 2009, pasando de 400.000 a 240.000 en 2013. Pero la cifra está muy lejos aún de la meta marcada para este mismo 2015: que se reduzca a menos de 40.000.

La batalla contra la transmisión materno-infantil de la sífilis también tiene aún muchos retos por delante. Cada año, casi un millón de mujeres embarazadas se infectan con sífilis, lo que puede provocar desde la muerte fetal o perinatal a infecciones neonatales graves. 

Todo ello, señala la OMS, cuando existen “opciones simples y rentables de detección y tratamiento relativamente rentables durante el embarazo”, como la penicilina, que pueden eliminar la mayor parte de esas complicaciones.

Cuba disfruta de un servicio público de salud “gratuito, accesible regionalizado, integral y sin discriminación, basado en la atención primaria de salud”, y parte clave del éxito logrado, también se debe a una “voluntad política” clave y la participación de las comunidades en los programas de atención y prevención.

Aunque Cuba es el primer país que recibe esta certificación oficial, hay 6 países o territorios que también están en condiciones de ser validados porque habrían logrado eliminar tanto la transmisión de madre a hijo del VIH como la sífilis: las islas británicas en el Caribe de Anguila y Montserrat, Barbados, Canadá, Estados Unidos y Puerto Rico.

La OMS considera que un país ha eliminado la transmisión materno-infantil del VIH cuando se registran menos de dos bebés infectados por cada 100 nacidos de madres portadoras del virus. En el caso de la sífilis, es menos de un caso por cada 2.000 nacimientos vivos.

Cuba ha implementado en los últimos años medidas como cuidado prenatal temprano y pruebas de VIH y sífilis tanto para las mujeres embarazadas como para los padres. También proporciona tratamiento a las mujeres que dan positivo y a sus bebés, además de fomentar medidas de prevención como el uso de preservativos, entre otros. Como resultado en 2014 en Cuba solo se registraron los casos de dos bebés que nacieron con VIH y cinco más con sífilis congénita.

 

Edición de esta semana
¡LA COMUNIDAD LATINA TAMBIÉN CRECE EN NORTH LITTLE ROCK!  
Por Michel Leidermann
Cuando se piensa en la comunidad latina en el área metropolitana de Little Rock, mucha gente cree que principalmente está en las áreas del Southwest de la capital, circundada por las calles 65, Geyer Springs y Baseline. Pero la realidad es que la creciente comunidad latina se vive a ambos lados, norte y sur, del río Arkansas.   / ver más /
El objetivo de este evento deportivo es mejorar la colaboración y la confianza entre los pobladores latinos y los oficiales de policía, mucho de los cuales son de origen latino, afín de ayudar a que los policías puedan realizar aun una mejor función de proteger y servir a la población. El juego será el sábado 27 de julio a las 6:00 p.m. en el Otter Creek Park (#11500 Stagecoach Road, Little Rock).   / ver más /
Michel Leidermann
comentario
par Michel Leidermann
Con Donald Trump, Estados Unidos ha recuperado una prosperidad propia de los felices años 60.   / ver más /