EL DILEMA DE TENER UNA PROPIEDAD EN LA FRONTERA ENTRE EEUU Y MÉXICO
LOS DAÑOS A LA PROPIEDAD PRIVADA POR QUIENES CRUZAN LA FRONTERA ILEGALMENTE COMO POR AGENTES DE LA LEY SON FRECUENTES Y DE MAGNITUD EXACTA DESCONOCIDA
10914A.jpg

Vivir justo en la zona fronteriza entre Estados Unidos y México puede resultar complicado y costoso, y muchas propiedades rurales en esa vasta área enfrentan con frecuencia daños y pérdidas económicas a causa de su singular ubicación, justo en el paso de inmigrantes, traficantes y policías.

Así lo documenta un informe de la Oficina de Fiscalización Gubernamental (OFG), que encontró que los daños más comunes a la propiedad privada en estas áreas, son rejas y puertas rotas, destrucción de cultivos y lesión o muerte de ganado. Los responsables serían las personas que cruzan la frontera ilegalmente (contrabandistas, traficantes de personas e incluso los mismos inmigrantes) pero también se han registrado daños atribuibles a acciones de la Patrulla Fronteriza (PF) y otras autoridades.

La frontera entre Estados Unidos y México, de casi 2,000 millas de extensión, es mezclada: una parte importante de ella tiene al río Grande como límite, mientras que en otras áreas la línea cruza por desiertos y zonas montañosas. Y de esas 2,000 millas, 632 millas son colindantes con tierras federales o de reservaciones indias y el resto (67%) con tierras estatales o privadas, la mayoría de ellas ubicadas en Texas.

En esa amplia franja los daños a la propiedad privada cometidos tanto por quienes cruzan la frontera ilegalmente como por quienes la vigilan para hacer cumplir la ley son frecuentes y su magnitud exacta es desconocida. 

Ejemplos de ello son incendios de pastizales creados accidentalmente por los autos de agentes fronterizos y daños en cultivos por los efectos del arrastre de neumáticos (una práctica usada para borrar las huellas del paso de personas).

Otros se quejan de pérdida de ganado, ya sea porque éste escapa por las rejas rotas o porque sufren enfermedad por comer desechos dejados en el área y lesiones por ser golpeados por vehículos. 

Algunos rancheros estimaron en entre 1,000 y 1,500 dólares por cada vaca perdida y otros mencionan que los daños potenciales pueden ser mucho mayores si, por ejemplo, vacas enfermas escapan de su confinamiento a través de una reja rota y contagian a los animales sanos.

Algunos rancheros ponen escaleras en sus rejas para tratar de evitar que quienes cruzan por allí las rompan.

La frontera es ruda y eso lo saben los que allí viven y los que a diario tratan de cruzarla en pos de una vida mejor.?

 

Edición de esta semana
SABORES VENEZOLANOS EN LITTLE ROCK CON EL "TREN AL SUR"
Por Michel Leidermann
Mientras que en Little Rock hay varios restaurantes mexicanos, una nueva lonchera de comidas (food truck) “Tren Al Sur” está sirviendo sabores de más al sur, precisamente de Venezuela.   / ver más /
Michel Leidermann
comentario
par Michel Leidermann
Pinocho, el muñeco de madera al que le crece la nariz cada vez que miente, imaginado por el escritor italiano Carlo Collodi a finales del siglo XIX, ha renovado su popularidad gracias a Donald Trump.    / ver más /