CENTROS PARA JÓVENES Y FAMILIAS DE LITTLE ROCK ATIENDEN A JÓVENES AFECTADOS POR TRAUMA, DOLOR, PÉRDIDA, ABUSO Y ABANDONO
DOS PROFESIONALES BILINGÜES ATIENDEN A JÓVENES LATINOS: EL DOCTOR IVÁN ALDEA Y LA CLÍNICA CECILIA CHACÓN
Por Michel Leidermann
11559A.jpg

En las ciudades de Little Rock y de Monticello funcionan los Centros para Jóvenes y Familias que tratan a jóvenes y familias que se enfrentan a distintos conflictos de salud mental, ya sean reconocidos o no por las personas afectadas.

[Image4]

La misión de los Centros para Jóvenes y Familias (Centers for Youth & Families o  CFYF) es proporcionar servicios de prevención, intervención y tratamiento especializados que promueven el bienestar de los niños y satisfacen las necesidades de la familia, para lograr una vida saludable, emocional y socialmente.

CFYF ofrece asesoramiento, asistencia social, y servicios de apoyo crítico a aquellos cuyas vidas han sido afectadas por un trauma, dolor, pérdida, abuso, abandono, y otros desafíos significativos en la vida familiar.

CFYF no trata a sus usuarios como si estuvieran enfermos o fuesen víctimas, Los trata como teniendo fortalezas innatas y la capacidad para resolver problemas.

CFYF sirve a más de 20.000 personas al año en 37 condados de Arkansas. Ha trabajado en establecer niños, familias y comunidades sanas, desde 1884, proporcionando atención apropiada integral a niños de 3 a 20 años.

 

PROGRAMAS

Los programas de CFYF se ocupan de cuestiones típicas y de las preocupaciones que hoy en día enfrentan las familias, junto con servicios específicos en casos de trastornos emocionales, jóvenes en riesgo, niños con problemas de aprendizaje, jóvenes escapados y sin hogar, familias de adopción temporal, adolescentes embarazadas y con hijos, jóvenes padres latinos, y programas de salud y de bienestar para los ancianos.

 

SERVICIOS

Sus servicios incluyen: servicios de adopción temporal, tratamiento residencial para niños maltratados y abandonados; servicios de adopción; respuesta a la crisis de salud mental de jóvenes escapados y sus familias; servicios de prevención de delincuencia para jóvenes en situación de riesgo; consultoría profesional para niños, individuos, parejas y familias; y asesoramiento en el hogar para personas mayores.

 

PREVENCIÓN

Los servicios de prevención CFYF se centran en la educación y el bienestar de las familias. Los nuevos padres pueden aprovechar las visitas materno-infantiles y de la niñez temprana para ayudar a establecer lazos más fuertes con sus bebés. Las clases proporcionan educación para los padres de todas las edades. Más de 60 jóvenes madres están actualmente en el programa. De ellas, 45 son madres latinas.

 

TRATAMIENTO

CFYF se especializan en el tratamiento de jóvenes entre 5 y 17 años con problemas emocionales o de comportamiento que necesitan atención residencial psiquiátrica en sus centros de Little Rock y Monticello. En ellos se proporciona terapia Individual, de grupo y familiar; médicos administran medicamentos; servicios de enfermería 7/24; actividades recreativas además de escolarización; y servicios de consulta externa y de salud mental en las escuelas.

 

INTERVENCIÓN

Los programas de intervención incluyen asistencia de emergencia psiquiátrica después de horas de oficina, línea telefónica de ayuda terapéutica, hogares de adopción temporal, vivienda transitoria y un refugio juvenil de emergencia.

 

PROFESIONALES

CFYF cuenta con un equipo calificado de profesionales en terapias de salud mental para ayudar a niños, adolescentes y familias traumatizadas para aprender sobre su capacidad de recuperación, y redescubrir oportunidades de una vida normal.

 

Entre ellos cuenta con dos profesionales bilingües para atender mejor a la comunidad latina. El doctor Iván Aldea y la terapeuta clínica Cecilia Chacón.

 

EL DR. IVÁN ALDEA es un médico psiquiatra graduado de la Universidad de Tufts en 1999 con una licenciatura en Psicología Clínica y una especialización menor en Ciencias Militares de M.I.T. Antes de entrar a la escuela de medicina, sirvió como oficial en el ejército de Estados Unidos, que incluyó una gira de seis meses en Irak.

11559C.jpg
EL DR. IVÁN ALDEA

En 2008, Aldea se graduó con su doctorado en medicina de la Escuela de Medicina de Ponce, Puerto Rico. Completó en 2012 su residencia en psiquiatría para adultos en UAMS-Little Rock y recientemente terminó su beca de investigación en Psiquiatría Infantil y Adolescente de la Brown University en  Providence, Rhode Island.

El Dr. Aldea se especializa en atender a niños, adolescentes y adultos jóvenes (entre 5 y 25 años) con un enfoque multidimensional para la salud mental. Él cree que un camino colaborativo para la salud mental incluyendo a los padres, las familias y otros proveedores, es esencial en la toma de decisiones y de seguimiento en el tratamiento de sus pacientes.

Se encuentra trabajando en CFYF hace sólo seis meses y ha notado un aumento de pacientes latinos pero no necesariamente que sólo hablan español, al igual que en su consulta privada (Arkansas Psychiatric Clinic). Dice que la mayor diferencia entre las familias latinas y no-latinas, está en la percepción de la enfermedad mental y reconocer que la ansiedad, depresión, pánico y mala conducta, son parte del problema. Los latinos son más propensos a aceptar algunos de estos síntomas como parte de la vida diaria, pero llega un momento en que estas condiciones no les dejan disfrutar plenamente de la vida, de la familia y del trabajo. Aceptar este tabú (no estamos locos…) es más duro para los latinos ya que son mas reservados y tienden a proteger más a sus familias.

Se da que son más abiertos a reconocer un problema mental cuando la alerta viene de una persona con reputación, como por ejemplo es el caso de los maestros de los niños que identifican que hay un problema. Aún así los papás traen a los niños con bastante precaución.

El Dr. Aldea señala que a través de los medios de comunicación, los papás aprenden a aceptar la situación y recurrir a ayuda. Y aún si no hay una limitación económica, los latinos van a ver médicos, dentistas y otros, pero flaquean para ver a un psiquiatra o un psicólogo. Insiste en que sin temor, al notar algunos de los síntomas anteriormente señalados, se acerquen a CFYF o alguna otra institución para consultar y aprender sobre la importancia de un tratamiento adecuado para la inestabilidad mental.

 

CECILIA CHACÓN, es originaria de Los Ángeles, hija de padre mexicano y  madre mexica-angelina. Se graduó de UALR con un titulo en psicología y una Maestría de trabajadora social.

11559B.jpg
CECILIA CHACÓN

Desde enero 2016 es terapeuta clínica en CFYF. Anteriormente se desempañaba en el Arkansas Childrens Hospital (ACH) como trabajadora social. Allí comenzó un programa para que los padres dejaran de fumar ya que reconoció a muchos niños con problemas respiratorios causados por el humo de segunda mano.

Explica que una terapeuta clínica provee terapia a personas con problemas mentales y en CFYF se enfoca en los casos de trauma en la vida de la persona. Se trata de enseñarles a expresar su frustración interna de una forma menos controvertida y hasta violenta.

El número de “clientes” latinos que atiende en CFYF está aumentado porque con ella ahora en CFYF siendo que la mayoría de los casos que ella vé son por abuso sexual femenino incluyendo a niñas,  las “clientas” se sienten más  cómodas y dispuestas a hablar con una terapista mujer y acuden a verla.

A diferencia de los casos de familias no-latinas que más frecuentemente son familias disfuncionales (divorcios, adopción temporal, etc.), en las familias latinas los padres están más involucrados con los niños pero se les hace difícil mantener contacto pues tienen que trabajar más tiempo. Pero las familias latinas no entienden fácilmente los síntomas de una enfermedad mental. Cecilia habla con ellos para reconocer la enfermedad, analizando los síntomas que notan, respondiendo preguntas y explicando, para buscar formas y poder superar el problema.

Cecilia dice que sobre todo, las familias latinas sienten vergüenza de admitir una enfermedad mental y de que la gente piense mal de ellas pero que deben saber que la salud de sus hijos y familiares es lo más importante y que tratando el problema tempranamente, evita otras consecuencias cuando mayores. Ante síntomas o dudas, deben hablar con algún profesional especializado que las ayude y no tratar de ocultarlos, insiste Cecilia.?

 

 

Puede ponerse en contacto con los Centros para Jóvenes y Familias y obtener más información sobre servicios llamando: en Little Rock (#6601 West 12th Street) al 501-666-8686; en Monticello (#936 Jordan Drive) al 870-460-0066; o sin cargo al 888-868- 0023

 

Edición de esta semana
LA CARAVANA MIGRANTE LLEGA A FRONTERA CON EE.UU.
El primer grupo de la caravana de migrantes partió el 13 de octubre de San Pedro Sula, Honduras ya ha llegado a la frontera. Esta avanzada, compuesta por alrededor de 80 personas de la comunidad de lesbianas, gays, bisexuales y transexuales (LGBT), ya se encuentra en Tijuana y sus integrantes pretenden ser los primeros en pedir asilo a las autoridades estadounidenses.   / ver más /
Por Michel Leidermann En una estupenda ceremonia y banquete de gala el viernes 28 de septiembre en el Centro Presidencial William J. Clinton de Little Rock, se entregaron los certificados de becas a 55 estudiantes universitarios latinos de Arkansas Central.   / ver más /
Michel Leidermann
comentario
par Michel Leidermann
Es difícil adaptarse a estos tiempos en que la falta de ética y de respeto se han legitimado. Hace tres años, analizando los primeros pasos de la campaña de Trump, pensaba que cada vez que escupía alguna barbaridad racista en las concentraciones, o se descubría algo más sobre su distintivo desprecio a las mujeres, los votantes que aún sentían algo de humanidad, le harían de lado.    / ver más /