PABELLÓN MEXICANO EN PROTESTAS
Por Michel Leidermann

El uso de la bandera mexicana en las manifestaciones a favor de los indocumentados en o de algún candidato presidencial, se ha convertido nuevamente en motivo de polémica.

Ante la desaprobación de muchos y la complacencia de otros, la bandera tricolor es enarbolada por manifestantes que se congregan para protestar la candidatura de Donald Trump.

La mayoría, se manifiesta contra Trump porque incendia los ánimos tanto de sus seguidores como de sus detractores al prometer que construirá un muro en la frontera con México y que deportará a los 11 millones de indocumentados que se estima hay en el país.

La premisa de los manifestantes que defienden el uso del pabellón mexicano, es que es una muestra del orgullo por sus raíces y de la diversidad cultural de EE.UU..

Pero justamente por la importancia que tiene la bandera como uno de los máximos símbolos patrios, se debe tener un inmenso cuidado al utilizarla. El hecho de ondearla para llevar a cabo actos de protesta no ayuda en nada a la causa de los indocumentados. Por el contrario, la denigra y le da argumentos a los antiinmigrantes para atacarlos.

Adicionalmente, la historia nos demuestra que el uso excesivo de la bandera mexicana en las manifestaciones tiene un efecto contraproducente porque se interpreta como una muestra de que los mexicanos se rehúsan a integrarse a la sociedad general estadounidense. 

En 1994, cuando miles tomaron las calles de Los Ángeles para protestar contra la Proposición 187 que proponía negarles a los inmigrantes indocumentados servicios sociales, servicios médicos y educación pública, los sentimientos antiinmigrantes se reavivaron porque muchos llevaban sus banderas tricolores. A partir de entonces, los organizadores de las marchas a favor de la reforma migratoria han recomendado a los participantes que de preferencia lleven el pabellón estadounidense como símbolo de que quieren formar parte de este país.

Debido al resurgimiento de la xenofobia y del racismo, es de esperarse que continúen las protestas a favor y en contra, lo cual es perfectamente válido y comprensible. Pero ojalá los líderes políticos y comunitarios latinos salgan a organizar estas manifestaciones para que no deriven en violencia y terminen por ayudar más a los contrarios de los indocumentados, como es Donald Trump.

 

VIVIR EN PAZ

Necesitamos una revolución sobre la consideración de la salud mental. Por desgracia, muchos equiparan la salud mental con la violencia armada.

Estados Unidos tiene ambos: una crisis de armas y una crisis de salud mental, pero los dos no son inclusivas uno del otro. Las personas con tendencias suicidas no necesitan un arma. La mayoría de los crímenes con armas son cometidos por personas sin una enfermedad mental.

La mayoría de las personas que tienen una enfermedad mental rechazan la ayuda debido al estigma fomentado por la prensa y los políticos cada vez que hay un tiroteo masivo de que los atacantes son mentalmente inestables. Tampoco quieren buscar auxilio porque temen perder sus puestos de trabajo, o porque amigos o familiares sólo les aconsejarán que deben recobrar el ánimo y los pensamientos positivos. Peor aún, los amigos y familiares podrían apartarse de ellos.

La crisis de la salud mental es causada por la ignorancia y la falta de compasión por parte de la población en general que no cree que una enfermedad mental es un problema médico.

La gran mayoría de personas con una enfermedad mental sólo quieren vivir sus vidas en paz y criar y cuidar a sus hijos en un país seguro y saludable.?

 

Edición de esta semana
¡SUBIERON BANDERA EN OAKLAWN!
Ubicado en el Parque Nacional de Hot Springs, el Oaklawn Racing & Gaming (# 2705 Central Ave. Hot Springs.1-800-OAKLAWN) es uno de los mejores hipódromos en el país desde 1904, y hogar del afamado Arkansas Derby con un premio de $1 millón al ganador. Hoy en día, Oaklawn también ofrece una gran cantidad de diversión y conciertos y máquinas de juegos de azar, día y noche durante todo el año.   / ver más /
¡Nueva sección!   / ver más /
Michel Leidermann
comentario
par Michel Leidermann
El Partido Republicano (GOP) está en problemas más profundos de lo que sugiere la pérdida de un escaño en el Senado en la elección en Alabama. La fuente de ese problema se remonta al 19 de julio de 2016, cuando el GOP aceptó a Donald Trump como candidato a presidente.   / ver más /