EL TRAFICO DE LOS ZETAS AL DESCUBIERTO EN EUROPA
INVESTIGAN DESVÍO DE FONDOS SUPUESTAMENTE EMPLEADOS PARA FINANCIAR LA CAMPAÑA PRESIDENCIAL DE PEÑA NIETO
12542A.jpg
Juan Manuel Muñoz Luévano, alias “El Mono”

Juan Manuel Muñoz Luévano, alias El Mono, presunto enlace en Europa del grupo criminal mexicano de los Zetas detenido el pasado mes de marzo en su casa de Madrid, guardaba en dos computadoras en su domicilio madrileño, varias hojas de Excel en las que se detallan 59 millonarias entregas de dinero en bolsas de viaje y maletas a los jefes de la organización en distintos hoteles céntricos de México. Según las autoridades, el dinero se había obtenido en solo 6 días mediante la venta de 2.100 kilogramos de cocaína en Europa que repatriaron a la organización 75,6 millones de dólares.

Las anotaciones reflejan desde 2012 a 2013 la entrada de cocaína en Europa, el precio que se paga por cada kilo (entre 41.600 y 44.200 dólares) y la entrega paulatina del dinero recaudado a la organización criminal en México. 

La mayoría de las entregas del dinero repatriado desde Europa fueron llevadas a cabo en hoteles de Ciudad de México como el Regente, Marquis Reforma, Camino Real Polanco y establecimientos de la cadena Fiesta Americana. También, en el aparcamiento de los supermercados Soriana, junto al centro comercial Antara Fashion Hall, en Polanco, o en concesionarios de coches. Los receptores de las entregas, en muchos casos, son Bebe, Pedro, Rich, Juan, Rafa y Tony. Se cree que el apodo de Bebe corresponde a Juan Cuitlahuac Martínez Hernández y el de Tony, a Ricardo Fuyivara.

Para las autoridades norteamericanas El Mono Muñoz es “un gran narcotraficante y blanqueador de capitales de Saltillo” vinculado a la organización criminal dedicada al blanqueo de capitales que dirigen los hermanos González Treviño en México y Nueva York. Muñoz tiene negocios de gasolineras en México mediante los que blanquea sus ganancias del tráfico de drogas, según asegura la policía.

12542B.jpg
Los Zetas

Los documentos contables fueron redactados, según la policía, por Ricardo Fuyivara Romero y tras su detención en julio de 2012 en México, los Zetas trasladó su computadora a España, un portátil Sony, y la puso en manos de Juan Manuel Muñoz, el presunto enlace de los Zetas en Europa, que continuó con la tarea contable de la organización. Uno de los movimientos que aparecen nota la “pérdida” por “accidente” de 900.000 dólares como consecuencia de la detención de Fuyivara en México. Esa cantidad corresponde a la que la policía mexicana incautó en una maleta a este narcotraficante cuando fue arrestado.

El dinero iba en maletas, bolsas y cajas de cartón. Fuyivara y Muñoz lo anotaban todo en hojas de Excel

El arresto de Muñoz se vincula a la causa que se sigue en EE.UU., contra Rolando González Treviño, acusado de manejar las cuentas del Gobierno de Coahuila, donde Humberto Moreira fue gobernador y dejo un gigantesco agujero de deudas. Treviño se declaró culpable y pactó con los fiscales de San Antonio (Texas). Varios testigos protegidos y el propio Treviño, señalaron a Moreira como responsable del desvío de fondos que supuestamente emplearon para financiar la campaña presidencial de Peña Nieto. 

 

Edición de esta semana
CLUB ROTARIO DE WEST LITTLE ROCK OTORGA BECAS A LATINOS 
El miércoles 13 durante su junta semanal regular, el West Little Rock Rotary Club a través de su Fondo de Educación y Beneficencia, entregó becas de estudios de $1.000 por semestre para el año académico 2018-19, a tres jóvenes estudiantes secundarios graduados que cumplieron con los requisitos de calificaciones, necesidad financiera, liderazgo, y servicios a la comunidad y/o escuela.   / ver más /
EL LATINO recibió la denuncia del padre de una alumna de la escuela Hall High de Little Rock, cuando se dio cuenta que, en el boletín escolar de la niña, no habían traspasado la mitad de sus créditos por los cursos completados.     / ver más /
Michel Leidermann
comentario
par Michel Leidermann
Si puede, recuerde cuando usted era pequeño y recuerde cómo se sintió al estar separado de su madre y su padre. No solo jugando en el patio o en la calle o parque, incluso por un corto momento, sino verdaderamente perdido. Recuerde el pánico que sintió.   / ver más /