PRIMERA AUDIENCIA JUDICIAL DE “EL CHAPO” EN BROOKLYN
EXTRADICIÓN DE JOAQUIN GUZMÁN ABRE LA PUERTA A NUEVO CARTEL
12637A.jpg

Joaquín “El Chapo” Guzmán pronunció el viernes 20 sus primeras palabras en una corte federal de Nueva York en voz alta, firme pero respetuosamente: “Sí, señor”, dijo. El magistrado James Orenstein acababa de preguntarle al reo, acusado de liderar durante años el cartel de Sinaloa -la mayor organización de narcotráfico del planeta- y extraditado sorpresivamente desde México a Estados Unidos, si él era efectivamente “Mister Guzmán”.

La seguridad de la respuesta, pudo dar la impresión de que Guzmán piensa luchar contra los 17 cargos criminales que enfrenta, que pueden conllevarle una condena de cadena perpetua. De hecho, unos minutos más tarde, dentro de la misma sala Guzmán se declaró inocente.

Guzmán está acusado de haber encabezado el cartel de Sinaloa entre 1989 y 2014, organización que según las autoridades estadounidenses envió toneladas de drogas ilícitas a EEUU y conspiró para matar personas. Según los fiscales del caso, esas operaciones ilícitas le permitieron ganar $14.000 millones, una cantidad que ahora buscan incautar.

Pero en la corte de Nueva York, con 59 años, Guzmán estaba lejos de tener la postura amenazante asociada comúnmente a los narcos, ni tampoco el brillo de quien se decía que cargaba un fusil AK-47 bañado en oro. Por el contrario, vestía un simple uniforme de presidiario, con pantalones y blusa de manga corta azul, sus manos en la espalda mientras respondía de pie ante el juez y la bandera estadounidense. Su cabello estaba rapado casi a cero y faltaba en su rostro el bigote negro con que fue conocido en otras épocas. Su baja estatura, la misma que le valió el apodo de “Chapo”, era más evidente al lado de los dos agentes de seguridad robustos que lo escoltaban.

Contó con el apoyo de dos defensores federales de Nueva York que suelen asistir a acusados sin recursos suficientes para costearse un abogado, pero se desconoce si para el juicio contratará a otro abogado.

Cuando el magistrado Orenstein le preguntó si entendía de qué se lo acusa, Guzmán respondió primero de forma ambigua que “no sabía”, a través de una traductora que estaba a su lado vistiendo un chal rojo. “Quiero estar seguro de que comprende completamente (…) cuáles son las acusaciones en su contra “, insistió Orenstein. “Sí, señor”, respondió entonces Guzmán.

La extradición de Guzmán el jueves 19 de enero es una gran victoria moral, pero no impactará al cartel de Sinaloa. El poderoso cartel de Sinaloa de Joaquín “El Chapo” Guzmán quizá pueda sobrevivir a la extradición de su jefe, pero un grupo rival muy bien armado podría intensificar su guerra para apoderarse de su imperio.

Los analistas suelen comparar al cartel de Sinaloa, con su multimillonario negocio expandido por el mundo, con una corporación internacional lo suficientemente fuerte para soportar la pérdida de su CEO. Su socio Ismael “El Mayo” Zambada se ha hecho cargo del negocio. Es una estructura horizontal que opera muy semejante a una corporación global, con subsidiarias que son semi-independientes.

Pero la partida de Guzmán, que ha estado encarcelado en México y se escapó dos veces y fue recapturado hace un año, podría abrir la puerta a dos conflictos: una lucha interna por el control del cartel y que otro cartel aproveche su extradición a Estados Unidos para ganar territorios.

Si bien Zambada es respetado dentro del cartel, las muchas facciones que lo componen podrían terminar luchando unas con otras, con los hijos de Guzmán, sus hermanos y otros miembros dando rienda suelta a sus ambiciones.

Pero la mayor amenaza es el cartel Jalisco Nueva Generación, un ex aliado de la banda de Sinaloa cuyos recursos el gobierno mexicano estima en unos 50,000 millones de dólares.

Las incursiones de Nueva Generación en territorios del cartel de Sinaloa desataron asesinatos en la norteña ciudad de Tijuana, y convirtió al pequeño Colima, en la costa del Pacífico, en el estado con la mayor tasa de homicidios, 72 por cada 100,000 habitantes en 2016 (el promedio mundial es de menos de 10 por cada 100,000).

Este cartel, conocido por las siglas CJNG, es encabezado por Nemesio Oseguera, alias “El Mencho”, y no ha dudado en atacar objetivos militares y policiales. En marzo y abril de 2015, Nueva Generación abatió a 20 policías en dos emboscadas separadas en Jalisco. En mayo de ese año, con un lanzagranadas derribo un helicóptero militar con saldo de 20 soldados y una mujer policía muertos.

Estiman que Nueva Generación es ya más rico que el cartel de Guzmán. Un análisis gubernamental estima que la fortuna del CJNG es de unos 50,000 millones de dólares contra 20,000 de los de Sinaloa. Es el más rico y tiene más zona de influencia para exportar drogas a otros continentes.

El hermano de “El Chapo”, Aureliano Guzmán Loera, apodado “El Guano”, encabeza una facción que ha estado combatiendo al cartel de los Beltrán Leyva en las montañas de Sinaloa, según fuentes militares. Las autoridades también han identificado a sus hijos Jesús Alfredo e Iván como miembros de la banda criminal y los señalan como responsables de una emboscada que dejó cinco soldados muertos el año pasado.

La fiscalía mexicana negó que la extradición tuviera que ver con el cambio de gobierno en Washington y la estadounidense evitó opinar sobre el asunto. 

 

Edición de esta semana
CLUB ROTARIO DE WEST LITTLE ROCK OTORGA BECAS A LATINOS 
El miércoles 13 durante su junta semanal regular, el West Little Rock Rotary Club a través de su Fondo de Educación y Beneficencia, entregó becas de estudios de $1.000 por semestre para el año académico 2018-19, a tres jóvenes estudiantes secundarios graduados que cumplieron con los requisitos de calificaciones, necesidad financiera, liderazgo, y servicios a la comunidad y/o escuela.   / ver más /
EL LATINO recibió la denuncia del padre de una alumna de la escuela Hall High de Little Rock, cuando se dio cuenta que, en el boletín escolar de la niña, no habían traspasado la mitad de sus créditos por los cursos completados.     / ver más /
Michel Leidermann
comentario
par Michel Leidermann
Si puede, recuerde cuando usted era pequeño y recuerde cómo se sintió al estar separado de su madre y su padre. No solo jugando en el patio o en la calle o parque, incluso por un corto momento, sino verdaderamente perdido. Recuerde el pánico que sintió.   / ver más /