LA INSPIRADORA HISTORIA DE LA MUJER TURCA QUE SE CONVIRTIÓ EN JUGADORA DE FÚTBOL A LOS 48 AÑOS
“NO TODO EL MUNDO TIENE LA OPORTUNIDAD DE CONVERTIRSE EN UNA JUGADORA DE FÚTBOL A LOS 48 AÑOS”, AGRADECIÓ.
12861A.jpg

Azize Ay trabaja de cocinera para una empresa en Diyarbakır, ciudad turca ubicada a las orillas del río Tigris. Pero hubo un sueño que mantuvo desde los 6 años de edad: jugar fútbol. Por eso rechazó todas las propuestas de matrimonio que tuvo hasta los 40 años y llegó a desafiar a su familia.

“Un día preparé mis maletas y le dije a mis padres: ‘Los abandono para jugar para un club’”, relata. Le respondieron que antes la preferían muerta. ‘Está bien’, les dije, ‘pero me entierran debajo del banderín de córner’”, contó Azize.

Ahora, con 49 años, Azize logró hacer realidad su sueño al ser fichada por el Diyarbekirspor Fútbol Club. “Ellos llegaron a mi casa, me ofrecieron té, flores, chocolate y una camiseta con el número 21”, describe el momento como si lo estuviera viviendo otra vez.

Azize juega junto a chicas que van desde los 12 a los 17 años, quienes la recibieron como una más en el grupo, hasta el punto que para la mayoría de sus compañeras es como si fuera la mascota del equipo.

La veterana jugadora dice llevar su pasión por el balón en las venas gracias a su progenitor, quien murió cuando tenía tres meses. “Mi papá jugaba fútbol y él debe haber sido quien me pasó este amor. Yo siempre he jugado desde que tenía 6 años, siempre con una pelota cuando era una niña. Estoy muy contenta, pese a que tengo 49 años me siento como si tuviera 17 o 18”, expresó.

Tras la muerte de su padre, la madre de Azize se casó con su tío, quien fue el principal opositor a la idea de que practicara el deporte. Sin embargo, su deseo de ser futbolista fue más fuerte.

La delantera se imaginaba que le pondría los nombres de sus ídolos del equipo Fenerbahçe a sus hijos y nombró varios de ellos con una sonrisa. pero no pudo hacerlo ya que no tuvo hijos cuando se casó.

Igual no es algo que menciona con tristeza. “Ahora tengo 11 hijas en el campo y eso me hace muy feliz”.

Azize se convirtió oficialmente en futbolista el pasado 6 de febrero cuando la federación aprobó su licencia como jugadora. Su primer partido lo disputó hace una semana frente al Erganispor. Jugó los últimos 20 minutos del encuentro. Su reto es llegar a completar 60 minutos en sus próximos partidos.

Para ella se trata del complemento ideal a su vida. “No todo el mundo tiene la oportunidad de convertirse en una jugadora de fútbol a los 48 años”, agradeció. 

 

Edición de esta semana
CLUB ROTARIO DE WEST LITTLE ROCK OTORGA BECAS A LATINOS 
El miércoles 13 durante su junta semanal regular, el West Little Rock Rotary Club a través de su Fondo de Educación y Beneficencia, entregó becas de estudios de $1.000 por semestre para el año académico 2018-19, a tres jóvenes estudiantes secundarios graduados que cumplieron con los requisitos de calificaciones, necesidad financiera, liderazgo, y servicios a la comunidad y/o escuela.   / ver más /
EL LATINO recibió la denuncia del padre de una alumna de la escuela Hall High de Little Rock, cuando se dio cuenta que, en el boletín escolar de la niña, no habían traspasado la mitad de sus créditos por los cursos completados.     / ver más /
Michel Leidermann
comentario
par Michel Leidermann
Si puede, recuerde cuando usted era pequeño y recuerde cómo se sintió al estar separado de su madre y su padre. No solo jugando en el patio o en la calle o parque, incluso por un corto momento, sino verdaderamente perdido. Recuerde el pánico que sintió.   / ver más /