CADA VEZ MENOS GENTE QUIERE TRABAJAR CON TRUMP
LOS ESCÁNDALOS AHUYENTAN A LOS CANDIDATOS PARA CUBRIR LAS VACANTES DEL GOBIERNO 
13223A.jpg
La Casa Blanca

Hubo un tiempo en que trabajar para la Casa Blanca era un privilegio y abría las puertas a un futuro prometedor. 

Con Donald Trump, la atracción ha cambiado. Para muchos aspirantes a empleos en la Casa Blanca, ya no hay una idea unificadora de nación, sino un presidente enfadado con el mundo, que desprecia a sus vecinos y no duda en utilizar Twitter para humillar a sus propios colaboradores. Un gobernante asediado por escándalos que lo han obligado hasta a contratar un abogado privado. 

Lo que antes eran puestos por los que se peleaba a dentelladas, ahora son cargos radiactivos, capaces de emponzoñar a quien los tome. 

Los datos hablan por sí mismos. A estas alturas de mandato, la Administración de George W. Bush había confirmado a 130 de estos cargos medios, la de Barack Obama a 150, la de Trump solo a 43. 

El vacío es grande y tiene a departamentos enteros trabajando a medio gas. En este despoblamiento interviene también la exigencia del presidente, cada día más desconfiado, de rodearse de colaboradores que hayan demostrado una lealtad extrema. 

Pero no es un problema de selección, sino de oferta: Trump desincentiva. Desde despachos de abogados que se niegan a defender al presidente, a generales que rechazan el Consejo de Seguridad Nacional y estrategas que se niegan a cubrir la vacante de director de Comunicaciones de la Casa Blanca. Cada vez son menos los dispuestos a sacrificarse por el presidente. 

 

Edición de esta semana
SABORES VENEZOLANOS EN LITTLE ROCK CON EL "TREN AL SUR"
Por Michel Leidermann
Mientras que en Little Rock hay varios restaurantes mexicanos, una nueva lonchera de comidas (food truck) “Tren Al Sur” está sirviendo sabores de más al sur, precisamente de Venezuela.   / ver más /
Michel Leidermann
comentario
par Michel Leidermann
Pinocho, el muñeco de madera al que le crece la nariz cada vez que miente, imaginado por el escritor italiano Carlo Collodi a finales del siglo XIX, ha renovado su popularidad gracias a Donald Trump.    / ver más /