Autoridades locales no ayudaron al consulado mexicano
Por Michel Leidermann
Cuando el ex gobernador de Arkansas, Mike Huckabee, estuvo en México ofreció “ayuda substancial” para que el gobierno mexicano abriera un consulado en Little Rock. La oferta incluía el uso de oficinas de forma gratuita por 3 años y muchas otras “cortesías” para incentivar la apertura de la primera oficina consular en la capital de Arkansas y no en algún otro estado vecino.
Basado en esas ofertas que incluían oficinas en el edificio del Bank of América en Little Rock, proposición que el gobierno mexicano no podía aceptar por venir de una empresa privada, la administración de Vicente Fox hizo la decisión y nombró interinamente al cónsul en Dallas, Carlos García de Alba, para supervisar y coordinar la instalación del nuevo consulado.
Originalmente el consulado iba a iniciar sus operaciones en Julio del 2006, pero desde la visita inicial, el ofrecimiento primitivo y la “ayuda” que no dió el entonces enlace del gobernador Mike Huckabee con la comunidad, Bob Treviño, nada más sucedió.
Ni oficinas ni dinero fue lo que encontró el nuevo cónsul mexicano, Andrés Chao, cuando llegó a Little Rock, para inaugurar el consulado.
Así pues Chao comenzó de nada, sin apoyo financiero del gobernador Huckabee, sólo puras palabras, pero afortunadamente ahora pareciera que finalmente, el 25 de abril de éste año, el flamante consulado mexicano abrirá sus puertas en un renovado edificio ubicado en el 3500 South de University Avenue, frente a  la entrada  principal de UALR y a pocos metros de Colonel Glenn Road.
Antes de dejar el gobierno en enero pasado, Mike Huckabee, designó la “impresionante” cantidad de $10,000 para ayudar a pagar las renovaciones del consulado. Por su parte, el Ayuntamiento de Little Rock, a través de su ex alcalde Jim Dailey, designó otros $50,000 con el mismo fin.
Sin embargo, hasta la fecha, ese dinero está en arcas fiscales ganando intereses y no ha sido entregado para el propósito con que fueron designados.
La renovación del edificio donde funcionará el consulado, es propiedad del empresario Bruce Burrow de Jonesboro, quien espera poder recuperar los casi $750,000 que ya ha invertido en los trabajos, a través de los alquileres que cobrará al consulado y quizás posteriormente, vender el edificio al gobierno mexicano.
Mientras tanto, el gerente de la ciudad  de Little Rock, Bruce Moore, aseguró a EL LATINO, que los $60,000 serían entregados después de recibir una petición oficial de la oficina del nuevo gobernador Mike Beebe.
Moore mencionó que había conversado con Treviño sobre la marcha del consulado, sin estar enterado al parecer, que Treviño ya no es parte de la administración  del gobernador Beebe. La nueva enlace de Beebe con la comunidad latina, es la potosina Marie Elena de Ávila, quien contactó a Moore para esclarecer  la situación.
Por otro lado el cónsul Chao manifestó a EL LATINO que a estas alturas, el gobierno de México prefería no recibir los $60,000 ya que una “ayuda” anterior de oficinas temporales por un alquiler simbólico de $1 había originado comentarios negativos del público y de los medios de comunicación. El propietario del edificio ha decidido ahora costear todas las renovaciones necesarias por si mismo, modo que los $60,000 llegarían tarde y es muy poco comparado con el costo real de los trabajos.
Ahora el gobierno de Arkansas y el Ayuntamiento de Little Rock podrán usar ese dinero como mejor les parezca pero no para “regalárselo” al gobierno de México, pues no lo aceptarán.
Chao sugirió que los $60,000 serían mejor utilizados para concretar la firma y trabajos del acuerdo de ciudades  hermanas entre Little Rock y Pachuca, acuerdo que se firmará y concretara al mismo tiempo que la ceremonia de la inauguración oficial del consulado el próximo miércoles 25 de abril a las 10 de la mañana.
El Estado de Hidalgo planea enviar una importante delegación de autoridades y de artistas la para esa ocasión.
Así pues las promesas vacías de Huckabee y Treviño han quedado superadas por el deseo del gobierno de México de abrir un consulado en Little Rock para todos sus connacionales.
Edición de esta semana
¡SUBIERON BANDERA EN OAKLAWN!
Ubicado en el Parque Nacional de Hot Springs, el Oaklawn Racing & Gaming (# 2705 Central Ave. Hot Springs.1-800-OAKLAWN) es uno de los mejores hipódromos en el país desde 1904, y hogar del afamado Arkansas Derby con un premio de $1 millón al ganador. Hoy en día, Oaklawn también ofrece una gran cantidad de diversión y conciertos y máquinas de juegos de azar, día y noche durante todo el año.   / ver más /
¡Nueva sección!   / ver más /
Michel Leidermann
comentario
par Michel Leidermann
El Partido Republicano (GOP) está en problemas más profundos de lo que sugiere la pérdida de un escaño en el Senado en la elección en Alabama. La fuente de ese problema se remonta al 19 de julio de 2016, cuando el GOP aceptó a Donald Trump como candidato a presidente.   / ver más /