Inmigración para los educados
Por Michel Leidermann
Una posible consecuencia de la reforma migratoria que se discute en el Senado, es que el nuevo sistema de admisión por puntaje perjudicaría a los latinoamericanos y en especial a los que vienen a realizar tareas principalmente manuales y básicas.
En el proyecto, los inmigrantes que buscan la residencia, la obtendrían mediante un mayor puntaje basado en su educación, su conocimiento del inglés, y el tipo de trabajo que vienen a hacer. Eso significa que EUA preferirá a los ingenieros y le hará más difícil la entrada a los trabajadores del campo y obreros de la construcción.
Hasta ahora, el sistema inmigratorio se basaba principalmente en la reunificación familiar de los legalizados con sus cónyuges e hijos menores que habían quedado en el extranjero. Pero con un sistema de puntos (que cada vez más países industrializados están adoptando), se privilegiará a los inmigrantes con mayor educación y que hablen bien inglés.
Según un estudio del Instituto de Política Migratoria en Washington sobre los llegados desde 1990, más del 76% de los inmigrantes hindúes, el 52% de los chinos, 62% de los coreanos del sur y 51% de los filipinos, tienen al menos una licenciatura.
Pero al contrario, el 61% de los inmigrantes mexicanos, 62% de los salvadoreños y 66% de los guatemaltecos, no han completado ni siquiera la escuela secundaria.
Los inmigrantes de Sud América tienen mejor educación que los centroamericanos y mexicanos: casi el 40% de los colombianos, 31% de los peruanos y 49% de los venezolanos tienen por lo menos una licenciatura.
Respecto al inglés, el 70% de los hindúes, 59% de los filipinos y 26% de los surcoreanos lo hablan con fluidez. Pero sólo 12% de los inmigrantes mexicanos, y 15% de los salvadoreños lo dominan.
Mientras que los médicos, científicos y otros profesionales con títulos de postgrado automáticamente obtendrán 28 puntos, los inmigrantes que no hayan terminado la escuela secundaria tendrán sólo 5 puntos. Asimismo, los que hablan bien inglés obtendrán 15 puntos, mientras quienes sólo aprueben un examen de inglés básico, tendrán 6 puntos.
Es decir, un científico que habla inglés aspirante a la residencia permanente empezaría con 43 puntos, mientras que los que no tienen diplomas universitarios ni hablen bien el idioma, empezarán con 11 puntos.
No hay nada de malo en que EUA prefiera las mentes más brillantes. Y tampoco sería justo culpar a los graduados extranjeros de buscar una vida mejor, o mayores oportunidades profesionales en EUA.
En muchos casos los países en vías de desarrollo salen ganando cuando sus científicos y profesionales van a vivir a países ricos. India, Taiwán y otros países se beneficiaron enormemente cuando sus científicos e ingenieros se mudaron a los EUA, e iniciaron empresas que luego integraron con operaciones en sus países de origen. En lugar de una ‘’fuga de cerebros’’ se dio una beneficiosa “circulación de cerebros’’.
Pero a medida que la población norteamericana envejece y se jubila, habrá mayor escasez de trabajadores agrícolas, obreros de la construcción, y meseros, que de empleados de oficina, y EUA va a necesitarlos para comer y comprar más barato.
Y si EUA le cierra las puertas a los inmigrantes latinoamericanos y se reducen los $65 mil millones anuales en remesas que los latinos envían a sus países, aumentarán los problemas económicos y sociales en la región, y más gente buscará emigrar.
Edición de esta semana
GOBERNADOR FIRMA LEYES QUE PERMITEN LICENCIAS DE ENFERMERÍA Y MATRICULA UNIVERSITARIA ESTATAL A BENEFICIARIOS DE DACA 
Por Michel Leidermann
La legislatura de Arkansas finalmente aprobó dos proyectos de ley que benefician a jóvenes DACA (Acción Diferida para los Llegados en la Infancia) y el miércoles 10 el gobernador de Arkansas, Asa Hutchinson, las firmó para entrar en vigencia de inmediato en todo el Estado.   / ver más /
Por Michel Leidermann El gobernador republicano de Arkansas, Asa Hutchinson, dijo a reporteros el miércoles 10, que planeaba firmar un proyecto de ley del Senado SB411 contra el estado de “ciudad santuario” y aprobado por los legisladores el último día de la sesión legislativa, a pesar de su preocupación de que una disposición dentro de la ley podría conducir al más perfilamiento racial.   / ver más /
Michel Leidermann
comentario
par Michel Leidermann
El proyecto de ley SB 411 de Arkansas contra las “ciudades santuario”, es un ataque dirigido principalmente a Little Rock, que no es una ciudad santuario. Fue aprobado por la legislatura republicana de Arkansas y promulgada por el gobernador Asa Hutchinson   / ver más /