Inmigración para los educados
Por Michel Leidermann
Una posible consecuencia de la reforma migratoria que se discute en el Senado, es que el nuevo sistema de admisión por puntaje perjudicaría a los latinoamericanos y en especial a los que vienen a realizar tareas principalmente manuales y básicas.
En el proyecto, los inmigrantes que buscan la residencia, la obtendrían mediante un mayor puntaje basado en su educación, su conocimiento del inglés, y el tipo de trabajo que vienen a hacer. Eso significa que EUA preferirá a los ingenieros y le hará más difícil la entrada a los trabajadores del campo y obreros de la construcción.
Hasta ahora, el sistema inmigratorio se basaba principalmente en la reunificación familiar de los legalizados con sus cónyuges e hijos menores que habían quedado en el extranjero. Pero con un sistema de puntos (que cada vez más países industrializados están adoptando), se privilegiará a los inmigrantes con mayor educación y que hablen bien inglés.
Según un estudio del Instituto de Política Migratoria en Washington sobre los llegados desde 1990, más del 76% de los inmigrantes hindúes, el 52% de los chinos, 62% de los coreanos del sur y 51% de los filipinos, tienen al menos una licenciatura.
Pero al contrario, el 61% de los inmigrantes mexicanos, 62% de los salvadoreños y 66% de los guatemaltecos, no han completado ni siquiera la escuela secundaria.
Los inmigrantes de Sud América tienen mejor educación que los centroamericanos y mexicanos: casi el 40% de los colombianos, 31% de los peruanos y 49% de los venezolanos tienen por lo menos una licenciatura.
Respecto al inglés, el 70% de los hindúes, 59% de los filipinos y 26% de los surcoreanos lo hablan con fluidez. Pero sólo 12% de los inmigrantes mexicanos, y 15% de los salvadoreños lo dominan.
Mientras que los médicos, científicos y otros profesionales con títulos de postgrado automáticamente obtendrán 28 puntos, los inmigrantes que no hayan terminado la escuela secundaria tendrán sólo 5 puntos. Asimismo, los que hablan bien inglés obtendrán 15 puntos, mientras quienes sólo aprueben un examen de inglés básico, tendrán 6 puntos.
Es decir, un científico que habla inglés aspirante a la residencia permanente empezaría con 43 puntos, mientras que los que no tienen diplomas universitarios ni hablen bien el idioma, empezarán con 11 puntos.
No hay nada de malo en que EUA prefiera las mentes más brillantes. Y tampoco sería justo culpar a los graduados extranjeros de buscar una vida mejor, o mayores oportunidades profesionales en EUA.
En muchos casos los países en vías de desarrollo salen ganando cuando sus científicos y profesionales van a vivir a países ricos. India, Taiwán y otros países se beneficiaron enormemente cuando sus científicos e ingenieros se mudaron a los EUA, e iniciaron empresas que luego integraron con operaciones en sus países de origen. En lugar de una ‘’fuga de cerebros’’ se dio una beneficiosa “circulación de cerebros’’.
Pero a medida que la población norteamericana envejece y se jubila, habrá mayor escasez de trabajadores agrícolas, obreros de la construcción, y meseros, que de empleados de oficina, y EUA va a necesitarlos para comer y comprar más barato.
Y si EUA le cierra las puertas a los inmigrantes latinoamericanos y se reducen los $65 mil millones anuales en remesas que los latinos envían a sus países, aumentarán los problemas económicos y sociales en la región, y más gente buscará emigrar.
Edición de esta semana
LA EDUCACIÓN SUPERIOR ES LA CLAVE DEL ÉXITO PARA LOS LATINOS Y PUEDEN RECIBIR ASISTENCIA PARA COMPLETARLA
Sandra Carmona-García, es una Especialista en Educación del Programa TRIO - EOC del Departamento de Educación de los EE.UU., subvencionado por el gobierno federal, diseñado para apoyar a las personas de Arkansas Central interesadas en continuar sus estudios en una universidad o college o en otra institución vocacional / técnica después de graduarse de la secundaría.    / ver más /
Este año el lunes 19 de febrero, se conmemora el Día de los Presidentes, honrándose especialmente a los presidentes George Washington y Abraham Lincoln.    / ver más /
Michel Leidermann
comentario
par Michel Leidermann
El problema con la política es la política. Nos hemos acostumbrado tanto a los partidos políticos concentrándose en algunos asuntos “clave” para cada una de sus ideologías que muchos votantes ya no notan que Washington está ignorando los verdaderos designios del gobierno: los mandatos constitucionales para asegurar la tranquilidad doméstica y promover el bienestar general. Estos designios están siendo infringidos por la prisa de Washington en buscar soluciones económicas que enriquezcan aún más a los políticos codiciosos, a los súper ricos y a los intereses corporativos.   / ver más /