México acepta nuevos términos del "Plan Mérida"
El gobierno de México recibió con beneplácito la aprobación final de los términos del denominado "Plan Mérida" por el Senado de Estados Unidos, que contemplan la ayuda económica y tecnológica contra el narcotráfico en este país.
El secretario de Gobernación, Juan Camilo Mouriño, dijo que los términos aprobados "son respetuosos de la soberanía y de la jurisdicción de ambos países, y por ello México reitera su compromiso de luchar de manera decidida contra la delincuencia organizada, reconociendo que la cooperación internacional es un componente fundamental de este esfuerzo".
Previamente la ayuda había sido criticada por el presidente Felipe Calderón por considerar que condicionaba a México a llevar a la justicia civil casos de militares acusados de violaciones a los derechos humanos, entre otros puntos.
Tras la violencia desatada por las bandas del narcotráfico y del crimen organizado, Calderón estrenó su gobierno enviando a diferentes entidades del país, pero especialmente a los fronterizos con Estados Unidos, más de 25.000 efectivos policiales y militares.
Esta presencia no ha podido detener las continuas ejecuciones que no han cesado y en lo que va del año suman ya más de 1.600.
El proyecto aprobado de ampliación presupuestal para el año fiscal 2008, incluye fondos por US$400 millones para México y unos US$65 millones para Centroamérica.
Inicialmente el gobierno de George W. Bush había solicitado US$500 millones para México y US$50 millones para Centroamérica, en una primera entrega de un paquete de US$1.500 millones en tres años, pero el Congreso redujo la cantidad destinada para México.
Estos recursos serán invertidos en equipamiento de inspección como rayos X, aviones, perros adiestrados para detectar drogas, vehículos y programas de capacitación policial.
Sin embargo, el gobierno mexicano ha reiterado que lo más importante en esta cooperación es el compromiso adquirido por Estados Unidos para intentar frenar el narcotráfico.
"Lo importante de la Iniciativa Mérida más allá de los recursos puestos en especie a disposición de nuestro país es que por fin Estados Unidos reconoce que el problema es común, que es bilateral, que tiene por lo tanto una responsabilidad para con esta lucha," dijo Mouriño.
Por otra parte la canciller mexicana, Patricia Espinosa, , reiteró que el Plan Mérida no implica la presencia de efectivos militares estadounidenses en territorio mexicano. Además garantizó el respeto pleno al estado de derecho y de los derechos humanos, cuyo tema fue cuestionado en un inicio por los legisladores estadounidenses.
También informó que una vez que la iniciativa sea firmada por el presidente Bush y entre en vigor, ambos gobiernos llevarán a cabo consultas para definir conjuntamente los procesos siguientes correspondientes a la transferencia de equipos, tecnologías y programas de entrenamiento.
Edición de esta semana
MUERE GEORGE BUSH PADRE, EL PRESIDENTE QUE SELLÓ EL FIN DE LA GUERRA FRÍA
George Herbert Walker Bush murió el viernes 30 a la edad de 94 años. Hubo temores de que después de que su esposa, Barbara, muriera en abril, Bush también podría morir. Fue ingresado en el hospital con una infección de la sangre el 23 de abril, un día después del funeral de la exprimera dama, y permaneció allí durante 13 días.   / ver más /
Michel Leidermann
comentario
par Michel Leidermann
Donald Trump hizo campaña para los candidatos republicanos en las elecciones intermedias de noviembre con un solo logro legislativo importante: un gran recorte de impuestos para las corporaciones y los ricos.    / ver más /