¡A apretarse los cinturones!
Por Michel Leidermann
El paquete de rescate financiero por $700 mil millones para salvar al sistema bancario, ayudará a evitar un total colapso financiero, pero la economía estadounidense seguirá en baja, y Latinoamérica sufrirá consecuencias más grandes de lo que muchos suponen.
La crisis bursátil que sacudió a los mercados mundiales en las pasadas semanas no significará la hecatombe del capitalismo. Lo más probable es que signifique un cambio desde una economía de libre mercado excesivamente desregulada, hacia una economía más regulada. tal como ha ocurrido otras veces después de ciclos de gastos excesivos y recaudación de impuestos insuficientes.
El golpe ha sido tan grande para los consumidores que les llevará tiempo empezar a comprar otra vez o a pedir créditos. El consumo se reducirá durante un par de años.
Eso significará una desaceleración del crecimiento económico estadounidense, que es el motor de la economía mundial y la principal fuente de comercio, turismo e inversión en muchos países latinoamericanos. Mientras que antes de esta crisis los economistas pronosticaban un crecimiento económico anual de 3%, ahora se calcula que la economía estadounidense crecerá un 1% el año próximo, o que no crecerá en absoluto.
Pero a pesar del rescate financiero, la crisis crediticia de EUA afectará a todos los países Latinoamericanos durante el resto de este año y en el curso de todo el 2009, si no por más tiempo. Los países latinoamericanos verán caer sus exportaciones a EUA, y recibirán menos turistas estadounidenses y menos remesas familiares. Esto perjudicará especialmente a México y Centroamérica, cuyas economías están estrechamente vinculadas a las exportaciones hacia EUA y a los envíos de sus paisanos.
Sudamérica se verá afectada por una baja en los precios de las materias primas, porque el menor crecimiento de la economía mundial resultará en una menor demanda de petróleo, cobre, soja y otras materias primas que han sido la base del crecimiento de Venezuela, Chile, Argentina y otros países de la región.
En el plano financiero, Latinoamérica tendrá mayores dificultades para acceder a préstamos externos para pagar sus proyectos de infraestructura o cumplir con los pagos de deuda externa. Además, la crisis financiera se produce en un momento en el que muchos países ya están haciendo frente a mayores gastos por sus importaciones de petróleo y de alimentos.
La economía latinoamericana probablemente crecerá entre un 2.5% y un 3.5% en el 2009. Antes de la crisis, el Banco Mundial y la mayoría de las instituciones financieras estaban proyectando un crecimiento de más del 4.5% para el año próximo.
El rescate financiero es una buena noticia, pero no será suficiente. No reactivará el crecimiento mundial si Washington no empieza a reducir su deuda de más de $11 billones, y la gente vuelve a confiar en la economía. El próximo presidente estadounidense deberá ser austero.
En cuanto a los países latinoamericanos que resultarán más perjudicados, la lista probablemente incluya a varios de los que han celebrado la crisis financiera de EUA como un presunto 'colapso' del capitalismo pero ahora tendrán menos acceso al crédito internacional.
La caída del precio de las materias primas reducirá sus ingresos y puede aumentar las tensiones políticas en Venezuela, Argentina, Ecuador y otros países exportadores que han gastado más de lo que deberían apostando a la continuación de la suba de precios de las materias primas, y es posible que ahora estén entre las principales víctimas de la desaceleración de la economía global.
Edición de esta semana
LOS RESIDENTES DE LITTLE ROCK ELIGEN A FRANK SCOTT Jr. COMO NUEVO ALCALDE
Frank Scott Jr., un banquero y pastor asociado que se crió al sur de la carretera interestatal 630 que divide la ciudad de Little Rock por raza y situación económica, fue elegido el martes 4 como nuevo alcalde de la capital de Arkansas.   / ver más /
Michel Leidermann
comentario
par Michel Leidermann
Los legisladores de Arkansas van a tener mucho que discutir en la próxima sesión legislativa que comienza el 14 de enero, y uno de los muchos temas que abordarán es si aprobar un mayor aumento de fondos por estudiante para las escuelas en varios años.    / ver más /