¿Quién es el próximo presidente de los Estados Unidos?
3600A.jpg
El próximo presidente de Estados Unidos, Barack Obama, será el primer mandatario negro en la historia de la nación.
Al seguir el rastro del presidente electo de 47 años, hay que atravesar tres continentes y aunque su padre y su padrastro eran musulmanes, el líder demócrata se declara cristiano.
Su padre, también llamado Barack Obama, nació y creció en Kenia, donde trabajó en la cría de ganado. Tras conseguir una beca para estudiar en la Universidad de Hawai, abandonó la nación africana.
En Hawai conoció a Ann Duham, una joven estudiante oriunda de Kansas, quien sería la madre del hoy presidente electo de Estados Unidos.
Cuando Obama nació, el matrimonio interracial estaba prohibido en varios Estados.
La pareja se divorció en 1964. El padre regresó a Kenia y trabajó como economista del gobierno. La madre se casó con un indonesio y junto al pequeño Barack, se mudaron a Yakarta.
Cuando tenía 10 años de edad, Obama retornó a la casa de sus abuelos en Hawai. En 1985 se trasladó a Chicago, donde formó parte de grupos comunitarios con el objetivo de luchar por una mejora de las condiciones de vida de los habitantes de esa localidad.
En 1991, se graduó de abogado en la Universidad de Harvard y fue el primer afroamericano en dirigir la Harvard Law Review, una prestigiosa publicación académica.
Sus ambiciones políticas se materializaron cuando consiguió un escaño en el senado estatal de Illinois, en 1996.
Ocho años después, tras ser electo para el Senado estadounidense, el nombre de Barack Obama comenzó a retumbar.
Un discurso, pronunciado en la Convención Demócrata de 2004, fue el trampolín para que el senador obtuviera fama no sólo en EUA, sino también en el ámbito internacional.
¿Hasta dónde podría llegar Obama? El 10 de febrero de 2007, el legislador demócrata respondió lanzando su candidatura a la Casa Blanca.
Pese a convertirse en un fenómeno mediático en su país, el camino de Obama no fue fácil del todo.
En la ruta hacia Washington estaba el obstáculo de la senadora Hillary Clinton, a quien derrotó en una reñida contienda en las primarias de su partido.
Para muchos analistas, su esposa Michelle Obama, pareció conquistar el voto femenino para su compañero.
Férreo crítico de la invasión a Irak, Obama es elogiado por su visión liberal y su acercamiento reflexivo a los temas de la agenda internacional. Sin embargo, fue precisamente su inexperiencia en la política exterior lo que apuntaron sus críticos durante su campaña electoral.
Quizás esa fue la razón que motivó Obama a escoger como vicepresidente a Joe Biden, un político experimentado en asuntos exteriores de Washington.
Cuestionado por su apertura al diálogo con el gobierno de Irán, al que tanto se opuso el presidente saliente, George W. Bush, Obama se apoderó de la palabra "cambio" para atraer a los electores estadounidenses y a públicos de otros países.
Según algunos expertos, Obama logró conquistar una importante cantidad de republicanos desilusionados porque encarna las características que parece haber perdido su partido: pragmatismo y eficiencia, sin dejar de lado los valores familiares.
Edición de esta semana
LA EDUCACIÓN SUPERIOR ES LA CLAVE DEL ÉXITO PARA LOS LATINOS Y PUEDEN RECIBIR ASISTENCIA PARA COMPLETARLA
Sandra Carmona-García, es una Especialista en Educación del Programa TRIO - EOC del Departamento de Educación de los EE.UU., subvencionado por el gobierno federal, diseñado para apoyar a las personas de Arkansas Central interesadas en continuar sus estudios en una universidad o college o en otra institución vocacional / técnica después de graduarse de la secundaría.    / ver más /
Este año el lunes 19 de febrero, se conmemora el Día de los Presidentes, honrándose especialmente a los presidentes George Washington y Abraham Lincoln.    / ver más /
Michel Leidermann
comentario
par Michel Leidermann
El problema con la política es la política. Nos hemos acostumbrado tanto a los partidos políticos concentrándose en algunos asuntos “clave” para cada una de sus ideologías que muchos votantes ya no notan que Washington está ignorando los verdaderos designios del gobierno: los mandatos constitucionales para asegurar la tranquilidad doméstica y promover el bienestar general. Estos designios están siendo infringidos por la prisa de Washington en buscar soluciones económicas que enriquezcan aún más a los políticos codiciosos, a los súper ricos y a los intereses corporativos.   / ver más /