CONTRAPUNTOS
Por Michel Leidermann
El mito del voto latino
Ahora que ya tenemos nuevo presidente en la Casa Blanca, es tiempo de analizar menos apasionadamente la importancia del voto latino en la elección del presidente Obama.
Antes del 4 de noviembre, los latinos afirmaban que su voto decidiría el resultado y predecían que casi 11 millones de latinos irían a las urnas.
Basados en esas predicciones es que hoy esos mismos líderes están exigiéndole al nuevo presidente que nombre a más funcionaros latinos y que apure la aprobación de una reforma de las actuales leyes de inmigración.
Pero parece que esa euforia está bastante alejada de la realidad. Estimaciones actualizadas dicen que solamente votaron unos 10 millones de latinos el 2008, un leve aumento sobre los 9 millones del 2004. Casi un tercio de los latinos votó por McCain y el resto por Obama.
Por otro lado, 14 millones de electores negros sufragaron el 2008 y el 96% de ellos votó por Obama.
¡Ustedes saquen la cuenta!

¿Todavía necesitamos sindicatos?

El proyecto de ley “Para la libre elección por el empleado”, o conocido abreviadamente como la "verificación de tarjeta", es una de las más controvertidas propuestas que enfrenta el Congreso.
El proyecto que introdujo por primera vez en 2007 el senador demócrata Ted Kennedy co-patrocinado por los entonces senadores Barack Obama y Joe Biden, haría más fácil para los trabajadores el afiliarse a un sindicato y endurecería las sanciones para los empleadores que tratan de detenerlos.
Partidarios del proyecto, como Human Rights Watch y la NAACP, dicen que el proyecto de ley ofrece importantes protecciones para la clase media. Oponentes como la Cámara de Comercio de los EUA y la Asociación Nacional de Restaurantes dicen que aumenta los costos laborales y perjudica las ganancias. Ambas partes han gastado millones en publicidad y en grupos de cabildeo para imponer su punto de vista.
Con sólo el 12% de los trabajadores estadounidenses sindicalizados, ¿por qué debería el resto de los trabajadores prestarle atención? Parecería que un movimiento sindical revitalizado podría beneficiar a los trabajadores tanto dentro como fuera de los sindicatos. Hay una necesidad de una más justa distribución de la riqueza puesto que la brecha entre los ricos y pobres en los EUA es la mayor desde 1928. Durante los últimos 75 años, los sindicatos ayudaron a obtener beneficios como el seguro de desempleo, Seguro Social, y las 40 horas semanales de trabajo.
Otros sostienen que los sindicatos han perdido su utilidad. La Cámara de Comercio dice que los lugares de trabajo son mucho mejores hoy en día. Los empleadores reconocen la necesidad de ofrecer determinadas prestaciones y buenos salarios para mantener a sus mejores trabajadores.
En realidad la tarjeta pudiera no aumentar la afiliación sindical hasta que la economía mejore, ya que los trabajadores están más preocupados por la seguridad en su empleo que los salarios y beneficios que reciben y tienen miedo de tomar riesgos sindicalizándose.
Sin embargo la tarjeta quitaría el derecho al voto secreto por parte de los trabajadores para decidir si incorporarse o no a un sindicato y con ello protegiéndolos de ambos lados: de un sindicato que podría tomar decisiones futuras por ellos, y de un empleador que no los quiere organizados.
Parecería que la vigilancia de la aplicación de los derechos y de las leyes laborales es una cuestión que los gobiernos deben exigir a los empleadores y dejar a los empleados en libertad de negociar todos los demás aspectos del empleo, sin perder la libertad de poder hacerlo.
Edición de esta semana
CÓMO EVITAR FRAUDES Y ESTAFAS CUANDO COMPRA UNA PROPIEDAD
Por Michel Leidermann
EL LATINO ha tomado conocimiento de frecuentes casos de fraude contra familias latinas (algunos hasta perpetrados por propios latinos), en los cuales estas inocentes familias han perdido todo o invertido en una vivienda, y hasta la misma morada.   / ver más /
El 17 de septiembre a las 4:30 de la madrugada, el cuerpo de bomberos de Midway, en el condado de Baxter (con su capital Mountain Home), tuvo que enfrentarse a una extraña llamarada que apareció de un agujero en la tierra. Después de que el fuego se extinguió por sí mismo expertos intentan entender la razón del fenómeno.   / ver más /
Michel Leidermann
comentario
par Michel Leidermann
Ninguna fuerza política tiene hoy el poder suficiente en EE.UU.  para cuestionar con éxito las bravuconadas de Donald Trump, pero hay un colectivo que está empezando a alzar la voz de forma espontánea y vigorosa: los estudiantes.    / ver más /