¿Cómo enviar a los estudiantes por el camino del éxito?
4949A.jpg
En agosto, cientos de miles de estudiantes regresaron a clases en este año escolar 2009-2010. Todo estudiante empieza el curso escolar con grandes expectativas y esperanzas, deseosos de ver a sus amigos y ansiosos por hacer nuevas amistades. Igual que los equipos deportivos, todos empiezan invictos. Sin embargo, a lo largo de la temporada, los mejores equipos se distinguen de aquellos que tienen que mejorar. También, aquellos estudiantes que se esfuerzan y se dedican, empiezan a distinguirse de aquéllos que no cumplen con sus responsabilidades académicas.
Hay medidas que los padres pueden tomar para que la agitación del comienzo del año escolar continúe durante todo el período escolar. Lo mejor es que estas medidas están a disposición de todos los padres, sin costo alguno.
• Todos los padres deben asegurarse de que los jóvenes se acuesten a dormir temprano en la noche. Independientemente de la edad, todos tenemos que descansar. El cerebro con pocas horas de sueño no reacciona ni procesa información con la misma rapidez ni agilidad de uno que está descansado. El estudiante que ha dormido pocas horas está soñoliento y letárgico y no asimila la información importante que el maestro está enseñando. Los médicos recomiendan dormir de 8 a 9 horas.
• Planifique el tiempo para poder desayunar con calma y salir de la casa a una hora apropiada. Los estudios médicos dicen que el desayuno es la comida más importante del día. El desayuno tiene muchos beneficios, entre ellos la reducción de la obesidad y la estabilización del metabolismo. También es beneficioso darle al joven energía y 'combustible' para desempeñar sus obligaciones estudiantiles. Hay estudios con resultados indiscutibles que demuestran la diferencia entre las destrezas académicas de los alumnos que desayunan frente a aquéllos que no lo hacen.
• También es importante que los padres supervisen el área del progreso y el rendimiento académico. Frecuentemente los padres dicen con sorpresa que no sabían que a su hijo o hija le iba tan mal en los estudios. Entonces se le pregunta al padre: ‘¿Ha visto su hijo o a su hija traer a la casa tarea o trabajo del colegio? La respuesta invariablemente es 'no'. Esto no solo demuestra negligencia por parte del alumno sino también por parte de los padres. Asegurarse de que los jóvenes lleven la tarea al hogar no requiere un título universitario ni una especialización en pedagogía, sólo un poquito de interés. Los padres que pueden sentarse y ayudar a sus hijos con sus tareas son privilegiados. Aun así, aquéllos que no tienen la preparación académica ni el dominio del inglés para hacerlo, no deben abandonar su responsabilidad de supervisar al niño para que cumpla con su obligación antes de jugar, hablar con sus amistades por teléfono, o ver televisión.
• Y hablando de televisión, los padres también tienen la responsabilidad de supervisar el número de horas que sus hijos pasan ante un televisor. Un exceso de horas frente a la pantalla puede interferir con el progreso académico del estudiante y sus hábitos de estudio. La televisión se puede usar como un incentivo para que termina todas sus tareas. El exceso de televisión lleva a muchos males, falta de ejercicio, retraerse de la realidad, y problemas con las relaciones personales. En algunos jóvenes hasta puede causar presión alta y obesidad.
• Los distritos escolares también ofrecen a los padres la oportunidad de sostener conferencias o reuniones con los maestros de sus hijos. En estas conferencias, pueden obtener informes sobre el rendimiento académico y el comportamiento del estudiante en cuestión. Los maestros también son accesibles por medio de la tecnología. Ellos están solamente a un teclazo de la computadora. Actualmente, con los adelantos tecnológicos, los padres pueden ver desde sus casas como les va a sus hijos en los estudios. Si el padre ve que el hijo o hija no está progresando académicamente, a través de la computadora puede enviar al maestro un mensaje electrónico pidiéndole una conferencia para hablar del alumno.
Todos los estudios sugieren la necesidad de estrechar la relación entre los padres y las escuelas para beneficio de nuestros jóvenes. Debemos estar conscientes del papel clave que todos en la comunidad desempeñamos en la educación de nuestros hijos y encaminarlos por caminos exitosos.
Edición de esta semana
UNA PROFESIÓN DE SERVICIO AL PRÓJIMO Y SATISFACCIÓN PERSONAL QUE PUEDE SALVAR VIDAS
EL LATINO entrevistó a tres técnicos latinos bilingües de emergencias médicas (EMT) para aprender sobre sus experiencias y perspectiva personal sobre su trabajo en el Metropolitan Emergency Medical Services (MEMS).    / ver más /
CELEBRARON LA INDEPENDENCIA DE MÉXICO EN CONWAY... / ver más /
Michel Leidermann
comentario
par Michel Leidermann
No entiendo por qué las personas temen y/o odian a otras que son diferentes a ellos. ¿No somos todos diferentes, incluso cuando compartimos el mismo color de piel, religión, cultura o herencia?   / ver más /