Estadounidenses siguen divididos sobre la reforma de salud

Los estadounidenses siguen divididos sobre la reforma sanitaria promulgada el 23 y 30 de marzo por el presidente, Barack Obama, según una encuesta publicada por el diario The Washington Post, que refleja que el 46 % la respalda, frente al 50 % que la rechaza.

El nivel de aprobación de los estadounidenses a la gestión de Obama sigue alta: el 53 % del total de los encuestados la aprueban, frente al 43 % que la reprueban.

Para el 80 % de los consultados, la reforma sanitaria es un "gran cambio" en la política del país sobre el sistema público de salud, sin embargo, de ellos sólo el 48 % cree que es un cambio positivo, frente al 52 % que lo ven como algo negativo.

El diario señala que han habido pocos cambios en la opinión pública respecto a las últimas semanas  de la discusión, cuando los republicanos intentaron introducir nuevas enmiendas para boicotear la reforma.

La reforma, que amplía la cobertura médica a 32 millones de estadounidenses para 2019, pretende reducir los costos del cuidado de la salud e impone más exigencias a las aseguradoras.

La mayor preocupación continúa siendo la cuestión financiera. El 65 % cree que la reforma incrementará el déficit del país, el 14 % espera que el déficit disminuya y el 16 % opina que se mantendrá igual.

Edición de esta semana
LA EDUCACIÓN SUPERIOR ES LA CLAVE DEL ÉXITO PARA LOS LATINOS Y PUEDEN RECIBIR ASISTENCIA PARA COMPLETARLA
Sandra Carmona-García, es una Especialista en Educación del Programa TRIO - EOC del Departamento de Educación de los EE.UU., subvencionado por el gobierno federal, diseñado para apoyar a las personas de Arkansas Central interesadas en continuar sus estudios en una universidad o college o en otra institución vocacional / técnica después de graduarse de la secundaría.    / ver más /
Este año el lunes 19 de febrero, se conmemora el Día de los Presidentes, honrándose especialmente a los presidentes George Washington y Abraham Lincoln.    / ver más /
Michel Leidermann
comentario
par Michel Leidermann
El problema con la política es la política. Nos hemos acostumbrado tanto a los partidos políticos concentrándose en algunos asuntos “clave” para cada una de sus ideologías que muchos votantes ya no notan que Washington está ignorando los verdaderos designios del gobierno: los mandatos constitucionales para asegurar la tranquilidad doméstica y promover el bienestar general. Estos designios están siendo infringidos por la prisa de Washington en buscar soluciones económicas que enriquezcan aún más a los políticos codiciosos, a los súper ricos y a los intereses corporativos.   / ver más /