Cómo reaccionar ante la intimidación en la escuela
5512A.jpg

La intimidación escolar puede arruinar más que un día en la escuela. A algunos jóvenes las constantes burlas o golpes que sufren a manos de compañeros pueden causarles depresión, distanciamiento y lesiones corporales. En casos extremos algunos jóvenes contemplan y otros llegan a suicidarse.

Hoy en día, en la era del Internet, la intimidación (bullying) ha tomado una nueva dimensión. Ahora el acoso se lleva a cabo en sitios cibernéticos de charla (chat), por mensajes de texto y las redes sociales.

Pero aunque la intimidación escolar llegue a nuevos niveles hay cosas que los padres pueden hacer si sus hijos son el blanco de estos ataques, ya sea en persona o desde un dispositivo electrónico.

No todos los niños o jóvenes comunican a sus padres o maestros que son víctimas de intimidación o acoso en la escuela. Por eso es importante que los adultos sepan detectar algunas señales claves en el comportamiento de sus hijos, como:

• Evitar ir a la escuela, subirse al autobús o caminar desde o hacia la escuela 

• Mostrar señales de depresión, ansiedad o autoestima baja 

• Regresar de la escuela con moretones, rasguños, o libros o prendas rotos

El hecho de que los jóvenes demuestren algunos de estos comportamientos no significa que son necesariamente víctimas de la intimidación. Sin embargo, abordar el tema con los hijos o con sus maestros puede detectar este problema.

La intimidación escolar puede ser traumática no sólo para los jóvenes sino también para los padres, porque pueden sentirse indignados e impotentes ante la victimización de sus hijos. Reacciones impulsivas por parte de los padres pueden empeorar la situación.

Para empezar a solucionar el problema, se recomienda:

• Hablar en detalle con el hijo o hija sobre los incidentes 

• Establecer un lazo de empatía 

• Controlar el impulso protector de padre 

• Reportar los incidentes a la escuela

Para evitar empeorar el problema, se recomienda:

• No criticar o culpar al hijo por haber sido víctima de la intimidación 

• No fomentar represalias físicas 

• No contactar a los padres del estudiante que intimidó a tu hijo o hija

La tecnología se ha convertido en el nuevo frente de la intimidación escolar. La ciber-intimidación consiste en mensajes malintencionados, vulgares o amenazantes a través de correos electrónicos, mensajes de texto, sitios de redes sociales o salas de chat. Aunque en estos casos los ataques no son físicos, la intimidación puede ser igualmente dañina.

Para afrontar la ciber-intimidación, se sugiere que los padres:

• Aconsejen a sus hijos a no responder a dichos mensajes 

•  Conserven los mensajes e imágenes como pruebas 

•  Notifiquen a la escuela sobre el problema 

•  Contacten a la policía si la ciber-intimidación incluye actos como amenazas de violencia, extorsión, hostigamiento o delitos de odio

Para aprender más sobre este tema visita GobiernoUSA.gov, el portal oficial del Gobierno de los EEUU en español y parte de la Administración de Servicios Generales (GSA) de EE. UU.

Edición de esta semana
LOS RESIDENTES DE LITTLE ROCK ELIGEN A FRANK SCOTT Jr. COMO NUEVO ALCALDE
Frank Scott Jr., un banquero y pastor asociado que se crió al sur de la carretera interestatal 630 que divide la ciudad de Little Rock por raza y situación económica, fue elegido el martes 4 como nuevo alcalde de la capital de Arkansas.   / ver más /
Michel Leidermann
comentario
par Michel Leidermann
Los legisladores de Arkansas van a tener mucho que discutir en la próxima sesión legislativa que comienza el 14 de enero, y uno de los muchos temas que abordarán es si aprobar un mayor aumento de fondos por estudiante para las escuelas en varios años.    / ver más /