Ciudad brasileña sin autoridad: todos arrestados por corrupción

 Dourados, la segunda mayor ciudad del estado de Mato Grosso do Sul, en el centro oeste de Brasil, amaneció el jueves 2 de Agosto sin alcalde, adjunto, o cualquier otra autoridad que pueda asumir la Alcaldía, tras una operación policial que los arrestó a todos por sospecha de corrupción.

La Policía Federal anunció que detuvo a nada menos que 29 personas acusadas de fraudes en licitaciones públicas, entre ellas el alcalde, Ari Artuzi, su adjunto, el presidente del Consejo Municipal, el procurador general de la Alcaldía, concejales y empresarios locales.

La detención de los acusados es temporal y preventiva, y resultó de una operación policial abierta en mayo después de que el secretario de la Alcaldía y periodista, denunciara una red de corrupción en la administración municipal, quien entregó grabaciones y vídeos como pruebas. Afirmó que decidió hacer la denuncia después de que la esposa del alcalde, también detenida, se pagara una cirugía plástica de senos con dinero de la corrupción, al tiempo que un niño quedó ciego por falta de medicamentos en el centro de salud. 

El diario O Globo, denunció que el alcalde distribuía sobornos mensuales que cobraba de empresarios que suministraban servicios a la Alcaldía entre sus colaboradores.

Edición de esta semana
CÓMO EVITAR FRAUDES Y ESTAFAS CUANDO COMPRA UNA PROPIEDAD
Por Michel Leidermann
EL LATINO ha tomado conocimiento de frecuentes casos de fraude contra familias latinas (algunos hasta perpetrados por propios latinos), en los cuales estas inocentes familias han perdido todo o invertido en una vivienda, y hasta la misma morada.   / ver más /
El 17 de septiembre a las 4:30 de la madrugada, el cuerpo de bomberos de Midway, en el condado de Baxter (con su capital Mountain Home), tuvo que enfrentarse a una extraña llamarada que apareció de un agujero en la tierra. Después de que el fuego se extinguió por sí mismo expertos intentan entender la razón del fenómeno.   / ver más /
Michel Leidermann
comentario
par Michel Leidermann
Ninguna fuerza política tiene hoy el poder suficiente en EE.UU.  para cuestionar con éxito las bravuconadas de Donald Trump, pero hay un colectivo que está empezando a alzar la voz de forma espontánea y vigorosa: los estudiantes.    / ver más /