Duplican pagos mínimos mensuales de tarjetas de crédito
742A.jpg
Si durante las Navidades compró espléndidamente a crédito, asumiendo que no iba a tener que afrontar la deuda pronto, no se asuste cuando en la próxima factura le toque pagar más de lo que esperaba.
Forzadas por reguladores federales, que sostienen que los consumidores en Estados Unidos pagan sus deudas con demasiado atraso, las compañías emisoras de tarjetas de crédito comenzaron a subir desde el 1ro de enero el monto mínimo de pago obligatorio en los estados de cuenta de sus usuarios.
Los nuevos montos se duplicarán para millones de suscriptores de tarjetas de crédito, pues a partir de ahora el desembolso mínimo cubrirá los cargos y costos financieros, así como el 1 % del balance adeudado. Anteriormente, los abonos mensuales básicos ni siquiera incluían el interés gravado, por lo que la deuda continuaba inflándose bruscamente.
La deuda de los consumidores en el país, sin incluir sus compromisos hipotecarios, asciende a más de $2,000 millones, según la Reserva Federal.
Las nuevas regulaciones bancarias buscan acelerar los pagos mensuales de los préstamos en tarjetas, con el fin de proteger el endémico endeudamiento de los compradores. Pero los consumidores recibirán el golpe sin anestesia.
Para una persona con un balance de $10,000 en una tarjeta, el pago mínimo mensual podría dispararse a $400, de $200 en diciembre. El aumento --aprobado en el 2003 por el Departamento del Tesoro, entre otras entidades de banca gubernamental-- será más agudo mientras más cuantiosa sea la deuda y mayor número de tarjetas se tenga.
La situación de los consumidores para absorber la nueva carga financiera no podía ser peor: las tasas de interés continúan en una tendencia alcista, y cambios recientes en la legislación de bancarrotas han tornado mucho más complicada la declaración individual de quiebra.
Como se trata de una regulación federal, los portadores de las tarjetas no tendrán la opción de clausurar una tarjeta de crédito si están en desacuerdo con la nueva estipulación.
Grupos que defienden a los consumidores argumentan que pese a que la regulación proveerá, a largo plazo, una forma más realista de administrar la deuda en tarjetas, los bancos y otras firmas emisoras de los plásticos no notificaron a sus suscriptores con suficiente antelación para eliminar deuda no asegurada.
Antes de las regulaciones, muchos bancos sólo requerían que se pagara mensualmente un 2 % del balance pendiente. Si una persona debía $5,000 a un 18 % de interés, por ejemplo, le tomaría 32 años liquidar su deuda.
Cerca del 76 % de las familias estadounidenses poseía una tarjeta de crédito en el 2001, según los datos más recientes de la Reserva Federal. Por otra parte, 45 % de los estadounidenses pagan solamente el mínimo obligatorio o simplemente no pagan nada.
En meses recientes, los bancos también han aprovechado para subir los intereses punitivos de las tarjetas, por pagos retardados o sobregiros, así como por avances de retiro en efectivo. Algunas multas oscilan entre $35 y $40 por cada caso.
Los consumidores deben contactar a los emisores de sus tarjetas para determinar sus nuevos términos, pues los bancos y las instituciones financieras están adoptando una variedad de fórmulas para respetar las directrices federales, afirman expertos.
Lo esencial, es que cuando reciban sus estados de cuenta, contacten a la entidad emisora antes de que se venza el plazo de pago para tratar de negociar un abono. De lo contrario, el estado moroso les subirá su tasa de interés y terminarán pagando mucho más.
Edición de esta semana
LOS ASOMBROSOS PECES DE TANIA PÓO
Por Michel Leidermann
Al visitar el sábado 11 en el Jardín Bernice de Little Rock el evento de “Tacos y Tianguis” organizado por El Zócalo, Centro de Recursos para Inmigrantes, me encontré con la agradable sorpresa de descubrir un tipo de arte en papel que yo desconocía hasta la fecha. Otros asistentes también decían ¡Qué padre…! al admirar los hermosos peces de color que no parecen hechos de papel.   / ver más /
La idea de celebrar el Día del Padre se originó en 1909, cuando una mujer, Sonora Louise Smart, nacida en Jenny Lind, condado de Sebastian, Arkansas en 1882, propuso la idea. Ella quería homenajear a su papá, William Jackson Smart, quien sirvió como sargento en el regimiento de artillería de Arkansas (Union’s First Arkansas Light Artillery) durante la Guerra Civil. La familia se trasladó posteriormente en 1887 cerca de Spokane, Estado de Washington.   / ver más /
A medida que Arkansas sufre inundaciones y daños históricos, la Procuradora General, Leslie Rutledge, advierte a los residentes que tengan cuidado con los estafadores de seguros contra inundaciones que intentarán robarle su dinero en medio del caos.    / ver más /
Michel Leidermann
comentario
par Michel Leidermann
Los profesionales médicos de Arkansas y todo el país están de acuerdo en que nos enfrentamos a una enorme escasez de médicos y enfermeras. Por lo general, las enfermeras son la primera persona que un paciente ve, la persona que ordenará sus medicamentos a la farmacia, la persona que lo “seguirá” cuando el tratamiento esté completo.   / ver más /