Departamento de Seguridad Interna insta a “dreamers” a participar sin miedo en programa de “acción diferida”
7495A.jpg

El 15 de junio, el Departamento de Seguridad Interna (DHS) publicó una nueva política migratoria conocida como “acción diferida” (deferred action), gracias a la cual se suspenderán temporalmente las deportaciones de ciertos jóvenes y estudiantes indocumentados.

Funcionarios del Departamento de Seguridad Interna (DHS) y del Servicio de Ciudadanía e Inmigración (ICE) instaron el viernes 3 de Agosto a los “Dreamers”, posibles beneficiarios de la política que suspende temporalmente las deportaciones de jóvenes inmigrantes, a participar en el mismo sin miedo.

Funcionarios del servicio de Ciudadanía e Inmigración anunciaron una serie de medidas que tomaran efecto a partir del 15 de agosto, en la política de “acción diferida” (“deferred action” en inglés) anunciada en junio y dijeron que no les preguntarán a los jóvenes si tienen o no un número de Seguro Social, algo que preocupa a numerosas personas sin documentos que han obtenido ese número de manera irregular para poder trabajar.

Los detalles fueron dados a conocer en una conferencia de prensa telefónica, y tuvieron lugar 12 días antes de que se venza el plazo de dos meses fijado para el comienzo de la implementación de las medidas.

De acuerdo con este programa, los jóvenes inmigrantes que fueron traídos a Estados Unidos por sus padres de forma ilegal cuando eran niños podrían evitar su deportación si demuestran que tienen 30 años o menos de edad, han estado en Estados Unidos al menos cinco años, llegaron acá antes de cumplir 16 años, concluyeron sus estudios en una secundaria estadounidense u obtuvieron un certificado de aprobación del examen en inglés de Desarrollo Educativo General (GEF), o se encuentran actualmente en la escuela y no tienen antecedentes penales.

La medida les permite también solicitar un permiso de trabajo de dos años de duración, que puede ser renovado por periodos similares. Unos 800.000 jóvenes podrían beneficiarse con el programa, según cálculos del gobierno.

El DHS dijo que los jóvenes inmigrantes sin papeles que estén interesados en participar del programa deberán abonar $465 a partir del 15 de agosto al momento de presentar su solicitud. Las autoridades dijeron que otorgarán un número limitado de exenciones para quienes no tengan cómo pagar la tarifa. Las tarifas servirán para financiar el proceso.

El DHS avisó que el15 de agosto próximo serán divulgados los documentos específicos de acuerdo con las regulaciones en el sitio electrónico de la USCIS (www.uscis.gov/) y que cualquier petición recibida antes de esa fecha “será rechazada”. Luego, a los jóvenes se les tomarán sus datos biométricos y se les revisará sus antecedentes penales. Los solicitantes podrían esperar varios meses antes de conocer una decisión sobre su caso.

La solicitud de suspensión de la deportación podrá ser renovada por dos años más, tal y como sucede con el programa Estatus de Protección Temporal (TPS), que ha sido aprobado para ciudadanos de países centroamericanos, como El Salvador, Honduras y Nicaragua.

El DHS aseguró que las solicitudes de quienes hayan sido condenadas por un delito grave, un delito menor significativo o tres o más delitos menores no serán considerados para la acción diferida bajo el nuevo proceso y se iniciará un proceso de deportación en su contra.

Los delitos graves, según una lista del DHS incluyen abuso sexual, violencia doméstica, tráfico de drogas, conducir bajo estado de ebriedad, robo a viviendas, o porte ilegal de armas, entre otros. Conducir sin licencia no se considera un delito grave. Este es un aspecto importante porque la mayoría de los estados del país no otorga este documento a los inmigrantes sin papeles.

Quienes proporcionen información falsa en el acuerdo de confidencialidad serán procesados por fraude.

Las autoridades también dijeron que el proceso de aprobación o rechazo de las solicitudes podría llevar varios meses ya que incluye una investigación profunda de antecedentes.

 

Preguntas frecuentes y respuestas sobre esta nueva política:

1. ¿Qué puedo obtener si cumplo estos requisitos?

Los jóvenes y estudiantes que califiquen para beneficiarse de la acción diferida obtendrán la suspensión de su deportación por parte de las autoridades migratorias de Estados Unidos podrán vivir en este país durante dos años, podrán renovar su permiso para permanecer en este país y podrán solicitar un permiso de trabajo.

A fin de evitar engaños y abusos, es muy importante saber que esta suspensión de deportaciones no concede un estatus migratorio permanente, tampoco implica un camino hacia la regularización migratoria (residencia permanente o ciudadanía).

No se deje engañar por personas que fingen ser expertos para robarle su dinero.

 

2. ¿Qué se debe hacer si un posible beneficiario es detenido por las autoridades migratorias?

Como en todos los casos de detención migratoria, deberá solicitar llamar al Consulado. La notificación y acceso consular, es su derecho. Además, si el detenido cumple los requisitos para beneficiarse de la acción diferida, esto se deberá informar a las autoridades migratorias.

 

3. ¿Dónde puedo obtener información oficial sobre este tema?

Las autoridades migratorias de Estados Unidos han establecido dos líneas gratuitas para atender consultas sobre esta nueva medida:

 

• 1-800-375-5283 de la Oficina Ciudadanía y Servicios Migratorios (USCIS, por sus siglas en inglés, htt://www.uscis.gov); y

 

• 1-888-351-4024 de la Oficina de Inmigración y Control de Aduanas (ICE, por sus siglas en inglés, htt://www.ice.gov).

 

Ambas líneas son confidenciales y están disponibles en español e inglés, los siete días de la semana, de las 8:00 am a las 8:00 pm.

 

4. ¿Cómo puede ayudarme el Consulado?

El Consulado puede brindarle asistencia y orientación. También puede darle los datos de abogados y organizaciones especializadas y acreditadas para brindar servicios migratorios.

 

Además le puede extender un documento de identidad mexicano (Matricula Consular o pasaporte) para mostrar a las autoridades migratorias.

 

Para obtener un pasaporte se necesita: -Acta de nacimiento expedida por el Registro Civil mexicano. Si usted no la tiene, el Consulado le puede informar cómo conseguirla. -Identificación oficial con fotografía. Si usted no la tiene, el Consulado puede explorar alternativas de documentos que prueben su identidad (ver abajo). -Dos fotografías recientes, tamaño pasaporte, a color con fondo blanco, con las orejas y frente descubierta. -Una fotocopia de cada lado de sus documentos. -Solicitud de pasaporte completada y firmada (disponible en el Consulado). -Pagar los derechos (éstos varían dependiendo la duración del pasaporte).

Documentos de apoyo a la solicitud: -Identificación con fotografía/credencial de estudiante. -Tira de materias escolares (transcripts) con sello oficial. -Recibo de servicios públicos (utilities bill) -si esto no aplica, usted debe proporcionar una factura a nombre de uno de sus padres. El nombre en la tira de materias escolares debe coincidir con el nombre en su Acta de Nacimiento. Se pueden solicitar cambios al nombre en la tira de materias en la oficina de asuntos escolares de su campus.

Toda persona menor a los 18 años deberá estar acompañada por ambos padres, quienes deberán portar una identificación válida.

Consulado de México: 3500 South University Ave. Little Rock, Arkansas 72204, o llame por teléfono al 501-952-3462 de lunes a viernes entre 8:00 am y 5:00 pm.

Edición de esta semana
¡SUBIERON BANDERA EN OAKLAWN!
Ubicado en el Parque Nacional de Hot Springs, el Oaklawn Racing & Gaming (# 2705 Central Ave. Hot Springs.1-800-OAKLAWN) es uno de los mejores hipódromos en el país desde 1904, y hogar del afamado Arkansas Derby con un premio de $1 millón al ganador. Hoy en día, Oaklawn también ofrece una gran cantidad de diversión y conciertos y máquinas de juegos de azar, día y noche durante todo el año.   / ver más /
¡Nueva sección!   / ver más /
Michel Leidermann
comentario
par Michel Leidermann
El Partido Republicano (GOP) está en problemas más profundos de lo que sugiere la pérdida de un escaño en el Senado en la elección en Alabama. La fuente de ese problema se remonta al 19 de julio de 2016, cuando el GOP aceptó a Donald Trump como candidato a presidente.   / ver más /