Más de 700 mil latinos quedaron fuera del Censo 2010
7497A.jpg

El Censo de 2010 en Estados Unidos no contó a más de un millón y medio de personas pertenecientes a minorías raciales, especialmente negros e latinos, habitantes que alquilan sus viviendas y jóvenes.

La Oficina del Censo difundió una extensa valoración de su recuento de la población estadounidense, que se repite cada década.

Los analistas gubernamentales fueron motivo de desavenencias políticas en otras ocasiones por el uso de “ajustes estadísticos” para compensar las personas no contadas según fórmulas computarizadas.

Empero, el Censo no contó al 2.1% de los negros y el 1.5% de los latinos, que juntos suman 1.5 millones de personas. Igualmente no fueron debidamente contados el 5% de los nativos estadounidenses que viven en reservaciones y casi el 25% de las minorías que se consideraron “de otra raza”.

El sur del país, encabezado por el Distrito de Columbia, Texas, Georgia, Virginia, Carolina del Norte y la Florida, fueron los estados más afectados por esas deficiencias numéricas. El centro y noreste del país fueron los menos.

La Oficina del Censo dijo que el último análisis no afectará el total oficial de 308.7 millones de personas afincadas en Estados Unidos ni la distribución de más de $400 mil millones en fondos federales para carreteras, escuelas y programas sociales.

Edición de esta semana
CIUDAD DE LITTLE ROCK CELEBRÓ EL LANZAMIENTO DE LA TARJETA DE IDENTIFICACIÓN MUNICIPAL
El pasado sábado 7 de julio se inició oficialmente el proceso para que las personas mayores de 14 años que residen dentro de los límites de la ciudad de Little Rock, sin importar su estatus migratorio, puedan obtener oficialmente una tarjeta de identificación municipal. Será muy beneficiosa para personas que no tienen otro medio oficial de identificación y también les serán útiles para conseguir trabajo.   / ver más /
Michel Leidermann
comentario
par Michel Leidermann
La reunión entre los presidentes Donald Trump y Vladimir Putin en Helsinki será recordada por el bochornoso papel del presidente de Estados Unidos: indigno y lastimoso.   / ver más /