Podría ser obligatorio en Colombia el llevar consigo un condón
808A.jpg
Llevar un condón en el bolsillo podría ser obligatorio en una ciudad del suroeste de Colombia, si se llegara a aprobar la propuesta de un concejal para paliar el desborde de enfermedades sexuales y embarazos adolescentes.
“La idea es que sea obligatorio el porte de un condón para todos los habitantes y los que estén de paso... hombres y mujeres a partir de los 14 años”, afirmó el concejal William Peña, que impulsa la iniciativa en Tuluá, a 240 kilómetros al suroeste de Bogotá.
Desobedecer la ordenanza acarrearía una sanción de 408 mil pesos (unos 180 dólares). El funcionario considera “necesaria y oportuna” la medida, pues según sus cifras, Tuluá es la segunda ciudad con más casos de sida en el país.
Peña dijo que su idea se compara con “el uso obligatorio de cascos en motocicletas, al inicio no los usaban y luego lo obligaban para que hubieran menos muertos; igual con el cinturón de seguridad, lo obligan y eso previene que haya más muertos”. Agregó que “las relaciones sexuales son el pan diario (en Tuluá)... si porta un condón seguramente lo va a usar en el transcurso del día, no lo va a tener ahí eternamente”.
Sin embargo, la Iglesia Católica reaccionó escandalizada. El sacerdote Jesús Velásquez declaró que con esa ley “yo tengo que llevar condón, así sea religioso”.
Pero el sacerdote de una parroquia de Tuluá, Roberto Sarmientos, consideró “superficial” la propuesta, pues “lo que importa es la educación a todos los niveles. No creo que nadie lo puede obligar a llevar un condón en el bolsillo... debe llevar la responsabilidad de lo que significa tener relaciones sexuales”, agregó.
Otro cura en la ciudad, Ricardo Arbeláez, dijo que “no se trata de fomentar un placer... sino que llegados a la edad conveniente ellos tengan educación y formación para hacerle frente a la vida y no dejarse llevar por un placer que no tiene un sentido a los 15 años”.
La propuesta es la más radical de lo que parece ser una fiebre para impulsar el uso del condón en Colombia.
Tunja, otra ciudad a 130 kilómetros al nordeste de Bogotá, también se dispone a colocar dispensadores para adquirir condones por menos de 230 pesos (unos 10 centavos de dólar) en cines, centros comerciales y parques, explicó el secretario de su alcaldía, Sergio Barón.
El plan, que también incluye charlas y visitas a familias, surgió por el desborde de embarazos adolescentes. “De los nacimientos que se dieron en la ciudad el año pasado, el 17% fueron adolescentes menores de 18 años, unos 550 nacimientos”, indicó Barón.
Los dispensadores también irán a calles de Medellín, la segunda ciudad en importancia de Colombia, donde se instalarán en las zonas con mayor incidencia de infecciones de transmisión sexual. El secretario de salud de esa ciudad, Carlos Cárdenas, expresó que los dispensadores son instalados tras “una campaña informativa en las calles, con funciones de teatro para sensibilizar a la población”.
En Bogotá, la alcaldía también lanzó una campaña denominada “Ósalo por instinto” con la que regalaron 2.2 millones de condones en el 2005 y se tiene previsto distribuir por lo menos medio millón más.
Con 190 mil casos, Colombia es el segundo país de Latinoamérica con más casos de personas viviendo con el VIH después de Brasil.
Edición de esta semana
FAMILIA LATINA DE ACTORES EN ARKANSAS CENTRAL
El talento artístico entre los latinos as algo casi natural pero lamentablemente en Arkansas Central son pocos los casos en que se destacan por sus diferentes expresiones artísticas, en especial la actuación teatral.   / ver más /
El consulado de México en Little Rock invita al concierto en Little Rock de Paco Rentería, el talentoso guitarrista y compositor mexicano para celebrar tanto el 208º Aniversario de la Independencia de México, así como el Mes de la Herencia Hispana, el lunes, 24 de septiembre, en el Teatro CALS Ron Robinson (#100 River Market Ave.) de 7 a 8:30 p.m.    / ver más /
Michel Leidermann
comentario
par Michel Leidermann
Aquellos que hacen de la política un medio para ganarse la vida, a menudo asumen que, a otras personas, la política les importa tanto como a ellos. Pero no es así.   / ver más /