El sexo entra en las ofertas de alquiler de viviendas
En Atlanta, un aviso ofrece una habitación gratis a cambio ‘’de sexo y trabajo liviano de oficina’’. En Los Angeles una habitación en una casa con piscina es gratis ‘’para una chica que sea habilidosa y deseosa’’. Y en Manhattan un aviso en línea por un cuarto de $700 al mes se puede reducir si es para una chica saludable dispuesta a ofrecer sexo.
De costa a costa la gente que coloca anuncios en el sitio Web popular Craigslist.org, añaden favores sexuales al dinero por alquiler que están dispuestos a aceptar de los inquilinos en potencia.
La oferta de techo a cambio de sexo es más antigua que el propio negocio de los bienes raíces.
Pero los anuncios en Internet son más claros que cualquier otro que pueda ver en los clasificados de un diario, porque no son editados por y tal vez por el anonimato de la Internet que a menudo hace que la gente pierda sus inhibiciones.
Craigslist confía que los usuarios noten los anuncios que encuentren vulgares. Si suficientes personas están de acuerdo, el anuncio es eliminado.
En la mayoría de los estados se aplican las leyes contra la prostitución si a los avisos les sigue un correo electrónico, llamadas telefónicas o cualquier otro acto que se considere una propuesta.
Edición de esta semana
CENTRO DE AYUDA A VICTIMAS LATINAS DE VIOLENCIA Y CRÍMENES
Por Michel Leidermann
EL LATINO visitó las oficinas del Centro de Asistencia a Latinos Victimas de Crimen en North Little Rock para conocer detalles sobre esta nueva organización que está ayudando a las victimas latinas (sin importar su condición migratoria) que han sido víctimas de crímenes y hablan poco inglés para ofrecerles ayuda con los tramites policiales/judiciales, apoyo emocional y desarrollar en la victima la confianza y la seguridad en sí misma para prevenir nuevos siniestros.   / ver más /
Michel Leidermann
comentario
par Michel Leidermann
La evidencia está a la vista: la Organización Trump, como decenas de otras empresas también habría contratado inmigrantes indocumentados, copiando de este modo una fórmula bastante conocida de beneficio económico al hacer uso de mano de obra sin documentos y, por ende, mal pagada y sin beneficios de salud. Unos necesitan de otros, cierto, pero la balanza siempre se inclina en favor de quien contrata.   / ver más /