EL COSTO DE LA DETENCIÓN DE INMIGRANTES
Por Michel Leidermann

Si el Congreso ordenara que un número arbitrario de celdas se llenen con presos, las autoridades estarían obligadas a encarcelar a personas, independientemente de la gravedad del crimen. Eso es básicamente lo que esta pasando con la detención de inmigrantes.

Por una asignación en la ley que financia al Departamento de Seguridad Nacional, 34.000 camas deben estar disponibles en los centros de detención de inmigrantes, sin importar  la naturaleza de los delitos que cometen. La Agencia de Control de Inmigración y Aduanas (ICE) interpreta esto como un mandato para mantener detenida  una población diaria para llenar todas esas celdas.

A medida que el número de camas ha aumentado desde 19.702 en 2001 a 34.000 en 2012, el número de no ciudadanos detenidos ha ido a la par, a un costo de aproximadamente $120 por día por cada uno.

Algunos no ciudadanos detenidos son criminales violentos que tienen que estar encerrados. Otros son madres o padres que  sólo han cometido violaciones de tráfico. La  separación de sus familias y sus trabajos, quebranta la cohesión social y la economía, y es pagada por el contribuyente común.

 Pocas de estas personas presentan riesgos de escapar. Los inmigrantes indocumentados aparecen a sus audiencias administrativas más del 90% de las veces. Cumplen con las órdenes finales el 84% del tiempo. Sin embargo, ICE mantiene a cerca de 400.000 inmigrantes en más de 250 cárceles y otras instalaciones, con un costo anual de $2 mil millones.

¿Por qué? En parte debido a que las acciones punitivas contra los inmigrantes indocumentados son populares en algunos distritos electorales y en parte porque una solución más racional dificultaría los ingresos locales que son una importantes para los municipios y una fuente de empleo para la región.

Hay muchas alternativas a la detención, como pulseras electrónicas de tobillo  toques de queda y las visitas domiciliarias, y que no cuestan más que unos pocos dólares al día. ICE ha informado de que en mayo de 2011, el 41% de los detenidos fueron clasificados como Nivel 1, el grupo de menor riesgo. Sin embargo, el ICE no tiene la facultad de cambiar la política de detenciones. 

    Los estadounidenses pueden estar en desacuerdo sobre la naturaleza de la inmigración o las mejores maneras de reformar el sistema (o no). Pero gastar dinero en un mandato de prisión arbitraria, no sirve a los intereses de nadie.

 

SUBIR LOS SALARIOS MÁS BAJOS  

Algunas grandes empresas como McDonald’s, Walmart y Target, consideran que ha llegado la hora de subir los salarios más bajos. No mucho, pero sí lo suficiente como para que la opinión pública perciba el optimismo por la recuperación económica en los EEUU. Al principio de febrero, fue Walmart; después, Target, y luego McDonald’s. Quieren hacer lo mismo en breve TJMaxx y Marshalls. El punto de partida salarial es bajo, pero importan, y mucho, los argumentos usados para explicar las subidas: recuperación económica que debería traducirse en una reducción de la desigualdad salarial mientras el desempleo disminuye. Obama ha pedido que el salario mínimo federal suba por los menos a $10. 

McDonald’s ha añadido otra razón muy específica: sus restaurantes necesitan empleados motivados. La motivación es básica en la competitividad. dejando que sus asalariados desarrollen su trabajo con la conciencia de que son bien pagados y puedan aspirar a ser mejores en su profesión, con estudios o sin ellos. 

Claro que McDonald’s y Walmart admiten que más salario también es más demanda y, por lo tanto, más negocio, para ellos también.

 

Edición de esta semana
CLÍNICAS MÓVILES LLEVAN ATENCIÓN DE SALUD A TODOS LOS RINCONES DE ARKANSAS
Por Michel Leidermann
Una clínica de salud móvil de la Comisión de Salud de las Minorías de Arkansas (AMHC) comenzará a brindar servicios en algunos condados del Estado a partir de esta primavera y espera poder hacerlo en el futuro en todos los 75 condados, en un esfuerzo por ampliar el acceso a la atención médica en las comunidades marginadas y vulnerables, como ser los inmigrantes o las personas en situación de pobreza o falta de vivienda.   / ver más /
El nuevo jefe del departamento de policía de Little Rock (LRPD), Keith Humphrey, habló con el Arkansas Times y EL LATINO para comentar sobre sus primeras semanas en el cargo y sus planes para el futuro del departamento. Humphrey se hizo cargo como jefe el 15 de abril.   / ver más /
El pasado jueves 2  de mayo en el  Southwest Community Center de Little Rock, la profesora de UA-Little Rock, Edna Delgado  Solorzano organización Mamás Unidas de Little Rock, celebró su junta mensual informativa sobre cómo facilitar los estudios universitarios para sus hijos... / ver más /
Michel Leidermann
comentario
par Michel Leidermann
Las críticas a la estrategia inmigratoria del gobierno de Trump son bien merecidas; su posición sobre la frontera ha sido no solo una catástrofe humanitaria y moral, sino que también ha empeorado la situación.   / ver más /