LA BANDERA CONFEDERADA: ¿RACISTA?
Por Michel Leidermann

Para muchos sureños simplemente la bandera confederada representa las penurias de sus antepasados y el orgullo de la cultura sureña. Nada más. Aunque la bandera puede originar sentimientos encontrados, desde un punto de vista separado y desde una perspectiva más abierta, las cosas pueden ser diferentes. 

En el año 1861 comienza la Guerra Civil Americana, un conflicto cruento en que murieron cerca de 750 mil soldados en los cuatro años de duración. ¿Por qué? Por lo que empiezan muchas guerras si no todas: por dinero. Si dividimos el  país en dos, el Norte era la industria, las fabricas y el progreso… y el Sur eran sembradíos, plantaciones y campo. Más bonito el Sur y menos rico. Pero todo el país era esclavista, tanto el Norte como el Sur. Aunque cabe a destacar que irónicamente en el Sur había menos esclavos, pues los sureños eran más pobres y muchos no podían permitírselo. 

Esta fue la primera vez que se mencionó la repetida frase del “derecho de los estados” en este caso, para defender el esclavismo.

Poco antes de la guerra, en 1860, el presidente Abraham Lincoln trató de pasar una ley que limitase la expansión de la esclavitud. Simplemente eso, parar su crecimiento desproporcionado. Esto quizá tenga relación con las primeras revueltas esclavistas en el Norte como las de John Brown (famoso abolicionista que acabó colgado). El caso es que Lincoln es elegido presidente de forma democrática y justa y el Sur no le reconoce como tal y se separan formando los Estados Confederados de América con Jefferson Davis como su presidente. 

Si bien es cierto que el acto que causó la guerra fue el asalto al fuerte Sumter (Abril 12-14, 1861), la causa real fueron las diferencias políticas y económicas. Por ejemplo, la negativa sureña a pagar unos tributos desproporcionados que el Norte sí podía permitirse. Estos aranceles fijados en 1816 al ser tan elevados solamente las zonas más desarrolladas y más industriales podían hacerles frente, y esas zonas eran los Estados del Norte. 

Para resumir, lo que estaba en juego, no era la esclavitud únicamente, porque esclavistas eran todos, era la política económica y el posible desarrollo de los diferentes estados. El problema en cierto modo era que el Sur se hundiría económicamente sin esclavitud, estrategia usada por los del Norte. Así pues, los defensores de la libertad eran gente con intereses económicos muy fuertes y los que eran más reacios a una reforma abolicionista eran gente con intereses económicos muy fuertes. 

La escusa de la esclavitud era lo que se dejaba ver a simple vista… realmente todas las banderas y estados representaban los mismos intereses.

Pero entonces eso no quiere decir que la bandera confederada sea un símbolo nacional “absolutamente” racista. 

 

EXCUSAS RELIGIOSAS

La leyendo las “desgarradoras” declaraciones de algunos empleados estatales en el sentido de que tienen por ley que emitir licencias de matrimonio a parejas del mismo sexo, a pesar de que estas no se ajusten a sus propias creencias religiosas, me lleva a  preguntar si estas creencias son también tan fuertes cuando se trata de inscribir divorcios y de casar a parejas divorciadas anteriormente.

La Biblia dice: “Por tanto, lo que Dios ha unido, no lo separe el hombre.” 

Al parecer, un funcionario estatal devoto puede escoger una sección de la Biblia que le convenga y saltarse las demás, a la vez que haciendo caso omiso de la ley y del público que los puso en el cargo.?

 

Edición de esta semana
CIRUGÍAS DEL CORAZÓN POR VÍA SUBCUTÁNEA
Nuevas técnicas han permitido las cirugías mínimamente invasivas y tiempos de recuperación mucho más cortos para cientos de pacientes que han sido sometidos al reemplazo de la válvula aortica del corazón por vía de un catéter (cirugía percutánea a través de la piel) en lugar de las mayores cirugías de corazón abierto.    / ver más /
El 15° Festival Literario de Arkansas 2018 incluye en su la lista de autores y presentadores a una variada gama de escritores.   / ver más /
Michel Leidermann
comentario
par Michel Leidermann
En todo EE.UU. los maestros se cansaron del tratamiento que sus gobiernos estatales dan a la educación y a los educadores.  Los gobernadores y las legislaturas republicanas están ahora promoviendo aumentar los impuestos para apaciguarlos. Los legisladores están tratando de encontrar maneras de mantenerlos en las aulas, sin darles un aumento.    / ver más /