Universidad de Arkansas Central abre las puertas a estudiantes inmigrantes
Por Michel Leidermann
1157A.jpg
La Universidad de Arkansas Central (UCA) desde su sede en Conway,  acaba de anunciar una nueva política  de matrículas para los estudiantes hijos de inmigrantes.
El presidente de UCA, Lou Hardin, dijo que la universidad tratará a cualquier estudiante graduado de una escuela secundaria en Arkansas y que viva en el estado, como un residente y que este pagará únicamente la matrícula estatal, que es más barata que la matrícula para estudiantes residentes fuera del estado o sin una residencia inmigratoria permanente.
Para entrar a la universidad los candidatos deberán pasar un  examen SAT o ACT. El mismo requerimiento es válido para alumnos que tengan un Diploma de Enseñanza General o GED por su sigla en inglés.
“Estos alumnos se han graduado de una escuela secundaria de Arkansas, viven en el estado y están directamente e indirectamente pagando impuestos, a través del alquiler de su vivienda y de los impuestos a las ventas cada vez que compran algo” dijo Hardin.
Estoy al tanto del proyecto de ley presentado a la Asamblea General en el 2005 que hubiera permitido a los hijos de inmigrantes indocumentados que se gradúan de la escuela secundaria, pagar la matrícula universitaria estatal. El proyecto propuesto por la Representante Joyce Elliot, fue aprobado por la Cámara Baja por 63 votos a favor y 31 en contra y estrechamente fue derrotada por dos votos en el Senado. El rechazo de esta propuesta no excluye a cada universidad de Arkansas de tratar a estos estudiantes como si fueran residentes del estado” agregó Hardin.
Hardin que es también un abogado y sirvió por seis años como Director del Departamento para la Educación Superior de Arkansas, añadió que “esta es la cosa correcta que se debe hacer, porque estos alumnos completaron sus estudios secundarios en el estado y pagarán unos $6,000 de matrícula anual en UCA. La única estipulación que estableceremos para estos estudiantes, es que activamente tramiten su legalización inmigratoria. UCA controlará que este proceso se haga mientras el estudiante permanezca en esta universidad”
La universidad asigna un número de identificación a cada uno de sus alumnos para poder mantener toda la información del desempeño académico en un sólo archivo electrónico, de modo que el no tener un número de Seguro Social, no es un inconveniente para entrar a la universidad.
De igual forma, todos los estudiantes aceptados en UCA, tienen la opción de postularse a una beca de estudios. El criterio más importante que utiliza la universidad para otorgar una beca, son las notas sacadas en los exámenes SAT o ACT.
La matrícula estatal de UCA  es de $3,005 por semestre con una carga de 15 horas de clases. La matrícula de fuera del estado cuesta $2,250 adicionales por semestre.
Sin acceso a la ayuda financiera, subvenciones ni a la mayoría de las becas, es muy difícil para los indocumentados poder seguir su educación superior
Unos 65 mil jóvenes inmigrantes indocumentados se gradúan todos los años en las escuelas secundarias de Estados Unidos.  Durante el año escolar 2005-06 del total de 11.377 estudiantes matriculados en UCA, solamente 20 eran latinos.
Mientras el debate inmigratorio sigue estancado en Washington, muchos estados han tomado la situación en sus manos. Este es el caso de UCA en Conway, Arkansas.
Varios estados, han aprobado leyes que afectan a los inmigrantes y en su mayoría son represivas contra ellos, pero el acceso a la educación superior parece ser un rubro en el que los inmigrantes han logrado progresos. Los estados tienen el derecho y el deber de actuar en su propio interés. La inmigración es una cuestión federal, pero los estados sienten las consecuencias cuando las autoridades federales no actúan.
Nebraska acaba de sumarse a otros nueve estados, incluyendo California, Texas, Nueva York e Illinois, que permiten a los estudiantes indocumentados pagar matrículas de residente en sus instituciones públicas.
unque hay estados con poblaciones inmigrantes numerosas, como Florida, que han visto fracasar leyes similares, la mayoría de los estudiantes indocumentados en Estados Unidos ya puede contar con abonar la misma matrícula que sus compañeros de clase que son ciudadanos.
Legisladores californianos están buscando dar el próximo paso y sumarse a Texas y otros estados que permiten a los estudiantes indocumentados solicitar ayuda financiera del estado para asistir a escuelas californianas.
Esta serie de resoluciones estatales es mejor que nada, dicen sus partidarios, pero deja muchos resquicios, ya que ayuda a algunos estudiantes y margina a otros en estados vecinos que podrían lograr el mismo éxito de poder solventar los gastos de la universidad.
Hace cinco años, legisladores federales introdujeron por primera vez una medida que habría llenado los resquicios. El proyecto llamado DREAM Act buscaba permitir que los inmigrantes indocumentados que se graduasen de las escuelas secundarias de Estados Unidos obtuvieran la residencia temporal, con derecho a pagar matrícula de residente estatal y a recibir ayuda financiera, siempre que siguieran la educación superior. De cumplir dicho requisito y no meterse en dificultades, los inmigrantes podían llegar a ser residentes permanentes.
Nunca se debatió el proyecto DREAM Act, aunque ha vuelto a presentarse cada año siempre ha quedado estancado por la politizada retórica sobre inmigración en el Congreso, dijo la senadora Blanche Lincoln, de Arkansas. “Quedó atascado en el debate general sobre inmigración. Es lamentable: ésta es una cuestión de justicia para gente trabajadora y estudiosa”.
Aunque las medidas que facilitan la educación suelen recibir apoyo bipartidista, toda medida para mejorar la situación de los indocumentados en el país sigue siendo muy controversial.
La Universidad de Arkansas Central ahora apoya públicamente facilitar la situación de los estudiantes indocumentados, afirmando que está interesada principalmente en conseguir los mejores estudiantes posibles, sea cual fuere su situación inmigratoria.
Felicitamos a Lou Hardin y a UCA por su nueva política de dar el ejemplo en Arkansas para que todos los estudiantes interesados y capaces de continuar estudiante, lo puedan hacer.
Edición de esta semana
EL ZÓCALO JUNTO AL CONSULADO CELEBRAN EL DÍA DE REYES
El pasado domingo 7, el Centro de Recursos para los Inmigrantes El Zócalo con el apoyo del Consulado de México en Little Rock, celebraron el Día de Reyes junto a varias familias y voluntarios. / ver más /
Al pastor Martin Luther King Jr. se lo recuerda en Estados Unidos el tercer lunes de enero de cada año, y quizás se le conozca mejor como el principal portavoz estadounidense del activismo no violento por su papel de liderazgo en el movimiento de los derechos civiles de Estados Unidos y su oposición a la discriminación racial.   / ver más /
Michel Leidermann
comentario
par Michel Leidermann
Muchos de nosotros empezamos 2017 esperando lo peor. Y, de distintas maneras, nos tocó lo peor.   / ver más /