“NO COLABORAREMOS PARA QUE DETENGAN A NUESTRA GENTE” DIJO EL ALCALDE DE LOS ÁNGELES, ERIC GARCETTI
MÁS DE 300 CIUDADES Y DECENAS DE UNIVERSIDADES E IGLESIAS VAN A PROTEGER A QUIENES VIVEN EN EL PAÍS COMO INDOCUMENTADOS
12613A.jpg
Eric Garcetti

En un movimiento masivo sin precedente, en los últimos meses se han sumado más de 300 ciudades de Estados Unidos y decenas de universidades e iglesias para proteger a quienes viven en el país como indocumentados. 

El triunfo de Donald Trump, el pasado 8 de noviembre, y su retórica antiinmigrante generó que varias entidades del país se unan para defender los derechos de aquellos que aún no tienen voz ni voto: los inmigrantes sin documentos.

Las ciudades santuario se distinguen porque los gobiernos locales –estatales o municipales-, a través de sus congresistas o concejales, votan a favor de acciones que coadyuven a proteger a las personas que viven en esa comunidad sin papeles legales.

Aprueban leyes locales que prohíben a la policía detener a alguien bajo sospecha de ser indocumentado; también prohíben avisar a las autoridades federales sobre casos de tránsito, por ejemplo, donde se ve involucrado algún indocumentado (a menos que se trate de un acto delictivo mayor). Tampoco pueden compartir bases de datos, como en California, donde se han otorgado licencias para manejar a cerca de 800 mil personas sin papeles.

A las ciudades santuarios hay que sumarles otras áreas con una mayor fortaleza: las universidades e iglesias santuarios, que son propiedad privada donde las autoridades federales no pueden entrar a menos que traigan una orden de un Juez [federal].

El alcalde de Los Ángeles, Eric Garcetti, señaló a EL UNIVERSAL: “No vamos a colaborar con las autoridades federales para que detengan a nuestra gente sin papeles, vamos a protegerlos” y añadió, “ya di las instrucciones para que la policía y ninguna autoridad o empleado de esta ciudad colabore o dé información sobre nuestras familias”.

Garcetti es nieto de un italiano radicado en Parral, Chihuahua, por parte de padre, que emigró a Estados Unidos y aunque su mama nació en Arizona, su abuelo materno es de Sonora. “Mis raíces también son estas [las de inmigrantes], ¿quién más podría entenderlos? “Y no sólo vamos a protegerlos, si alguno es detenido vamos a defenderlo legalmente”, aseguró.

En ciudades como Los Ángeles, Chicago, Nueva York y Seattle se han comenzado a crear fondos legales de apoyo para quienes resulten detenidos con órdenes de deportación, una medida que otras ciudades o condados ya están llevando a cabo.

En el caso de los Distritos Escolares y las universidades, el Centro Nacional Legal de Inmigración ha dado a conocer una declaración de principios que, sin ser ley ni tener valor legal, es una guía de principios para proteger a indocumentados. Las universidades y colleges declarados santuarios, tampoco están obligados a compartir ningún tipo de información –como el estatus migratorio de sus estudiantes- con las autoridades federales.

En el caso de las iglesias, las de origen protestante parecen ser más activas que de otras denominaciones; aunque algunas católicas también están involucradas.

 “También queremos ir más allá, estar preparados para orientarlos; qué deben decir si los detienen, cuáles son sus derechos y en el último de los casos, apoyarlos legalmente si ya están en medio de una orden de deportación. También queremos crear redes y grupos vecinales para que, a través de la tecnología, como el celular, se mantengan alerta e informados de alguna redada”,”, explicó la “Coalición de Pastores de Los Ángeles (COPALA),

Este movimiento religioso lo denominan “Mateo 25”, por el Evangelio del mismo nombre, versículo 25 en el que Jesús recibe a un forastero.

Los “Dreamers o Soñadores” a diferencia de los indocumentados en general, son estudiantes o ya profesionistas que recibieron un permiso temporal para poder estudiar, trabajar y vivir legalmente en Estados Unidos. Lo delicado del asunto es que fue a través de una Acción Ejecutiva del Presidente Obama y el Presidente entrante Donald Trump ha prometido derogar o cancelar esos permisos conocidos como DACA, (Acción Diferida de los Llegados en la Infancia). 

Por supuesto, el gobierno federal tiene la potestad de llevar a cabo redadas en distintas áreas. No sería nada nuevo. Se llevaron a cabo durante los gobiernos de Bill Clinton, George W. Buch y Obama. Según el Centro de Estudios sobre Migración, en existen 800 mil indocumentados con antecedentes penales graves, una cifra muy lejana a los 2 o 3 millones que Donald Trump ha sugerido que existen. 

 

Edición de esta semana
EL ZÓCALO JUNTO AL CONSULADO CELEBRAN EL DÍA DE REYES
El pasado domingo 7, el Centro de Recursos para los Inmigrantes El Zócalo con el apoyo del Consulado de México en Little Rock, celebraron el Día de Reyes junto a varias familias y voluntarios. / ver más /
Al pastor Martin Luther King Jr. se lo recuerda en Estados Unidos el tercer lunes de enero de cada año, y quizás se le conozca mejor como el principal portavoz estadounidense del activismo no violento por su papel de liderazgo en el movimiento de los derechos civiles de Estados Unidos y su oposición a la discriminación racial.   / ver más /
Michel Leidermann
comentario
par Michel Leidermann
Muchos de nosotros empezamos 2017 esperando lo peor. Y, de distintas maneras, nos tocó lo peor.   / ver más /