INSUFICIENTE RESPUESTA DE TRUMP A LOS ATAQUES MASIVOS
LOS PEORES ASESINATOS EN MASA EN LA HISTORIA RECIENTE HAN SIDO LLEVADOS A CABO POR ESTADOUNIDENSES
Por Michel Leidermann
13690A.jpg

Por Michel Leidermann 

Hay un doble estándar peligroso en la forma en que el presidente aborda los asesinatos masivos. Trump politiza los ataques terroristas llevados a cabo por inmigrantes, pero cuando el asesino nacido en Estados Unidos, como Stephen Paddock quien mató a 58 personas e hirió a más de 500 en Las Vegas, y se descubrió que tenía un arsenal de 47 armas de fuego, Trump se negó a exigir mayores controles sobre la compra de armas.

Funcionarios de la Casa Blanca dijeron que, por respeto a las familias de las víctimas, no era el momento de politizar el tema (¿?).

No hay duda de que Estados Unidos tiene que tomar medidas para evitar ataques terroristas del radicalismo islámico, que son una clara amenaza a la seguridad nacional y mundial. Pero Trump se concentra exclusivamente en los terroristas extranjeros, y no hace nada para detener a los terroristas nacionales.

El ataque en Nueva York fue llevado a cabo por Sayfullo Saipov, oriundo de Uzbekistán de 29 años, que emigró a los Estados Unidos en 2010. Saipov arremetió contra una multitud y luego saltó de la camioneta con una pistola de perdigones y gritó: “Allahu akbar” (Alá es grande).

Sin embargo, los peores asesinatos en masa en la historia reciente de Estados Unidos han sido llevados a cabo por estadounidenses. Paddock nació y creció en Estados Unidos. Omar Saddiqui Mateen, el hombre que mató a tiros a 49 personas en el club nocturno Pulse en Orlando en 2016, también nació en este país.

También fue el caso de Seung-Hui Cho, el estudiante que mató a tiros a 32 personas en el campus de Virginia Tech en 2007, y de Adam Lanza, quien mató a tiros a 20 niños en la escuela primaria Sandy Hook en 2012.

Lo que es aún más perverso sobre los improperios antimigratorios de Trump es que ha sugerido más de una vez que su plan de construir un muro fronterizo es necesario para proteger a los estadounidenses de ataques terroristas. De hecho, ninguno de los terroristas del 11-S ingresó a Estados Unidos desde México.

¿Por qué Trump no toma medidas contra los terroristas nacionales, por ejemplo, ordenando verificaciones de antecedentes criminales y de salud mental de personas como Paddock?

El asesino de Las Vegas había comprado 33 armas de fuego, incluidos varios rifles semiautomáticos con dispositivos que les permitían disparar más rápido, durante los últimos doce meses antes de su muerte.

¿Y por qué el Congreso no hace algo para evitar asesinatos masivos? Un mes después de la matanza de Las Vegas, el Congreso aún no ha aprobado una ley que prohíba esos dispositivos para aumentar el poder letal de los rifles semiautomaticos.

Trump no considera a Paddock un terrorista y lo llamó a su acción un “acto de maldad pura”, pero no terrorismo.

Es cierto que, bajo una interpretación estricta del término, un terrorista tiene un objetivo político o ideológico, que el asesino de Las Vegas puede o no haber tenido.

Pero en términos prácticos, no hace mucha diferencia. Trump debería tomar medidas enérgicas tanto contra los terroristas extranjeros como contra los nacionales. Y el hecho es que estos últimos son los que han matado a más gente recientemente. 

 

Edición de esta semana
EL ZÓCALO JUNTO AL CONSULADO CELEBRAN EL DÍA DE REYES
El pasado domingo 7, el Centro de Recursos para los Inmigrantes El Zócalo con el apoyo del Consulado de México en Little Rock, celebraron el Día de Reyes junto a varias familias y voluntarios. / ver más /
Al pastor Martin Luther King Jr. se lo recuerda en Estados Unidos el tercer lunes de enero de cada año, y quizás se le conozca mejor como el principal portavoz estadounidense del activismo no violento por su papel de liderazgo en el movimiento de los derechos civiles de Estados Unidos y su oposición a la discriminación racial.   / ver más /
Michel Leidermann
comentario
par Michel Leidermann
Muchos de nosotros empezamos 2017 esperando lo peor. Y, de distintas maneras, nos tocó lo peor.   / ver más /