Nueva ley controla permisos para discapacitados
Por Michel Leidermann
1870A.jpg
¿Cuantas veces no vemos un vehículo con chapa o con una etiqueta azul de discapacitado, que nos adelanta a gran velocidad y que no lleva a ninguna persona discapacitada ni conduciendo ni como pasajero?
Los continuos abusos que se hace de este beneficio para las personas discapacitadas, ha llamado la atención de los legisladores que decidieron pasar una nueva ley que imponga mayores controles y pretende eliminar los abusos.
El proyecto de ley HB 2249 presentado en la Asamblea General de Arkansas, requeriría que aquellas personas que obtienen estos permisos, los renueven cada 4 años presentando un certificado médico, para comprobar que aún merecen recibirlos.
Cuando se estacionen en un espacio reservado para discapacitados, los titulares además tendrán que llevar consigo un nuevo documento de identificación que estipule su condición de discapacitado, el cual costará $5 y será otorgada por el Departamento de Administración y Finanzas de Arkansas.
La ley actualmente en vigencia, establece que estas chapas y etiquetas sean devueltas a las autoridades después que el titular fallece, pero esto casi nunca se hace.
La nueva ley busca proteger a los discapacitados para que encuentren más fácilmente el estacionamiento reservado, y que no sea usado por personas que no tienen discapacidad alguna, y sólo buscan aprovecharse del beneficio que se otorga a estas personas.
Edición de esta semana
¡SUBIERON BANDERA EN OAKLAWN!
Ubicado en el Parque Nacional de Hot Springs, el Oaklawn Racing & Gaming (# 2705 Central Ave. Hot Springs.1-800-OAKLAWN) es uno de los mejores hipódromos en el país desde 1904, y hogar del afamado Arkansas Derby con un premio de $1 millón al ganador. Hoy en día, Oaklawn también ofrece una gran cantidad de diversión y conciertos y máquinas de juegos de azar, día y noche durante todo el año.   / ver más /
¡Nueva sección!   / ver más /
Michel Leidermann
comentario
par Michel Leidermann
El Partido Republicano (GOP) está en problemas más profundos de lo que sugiere la pérdida de un escaño en el Senado en la elección en Alabama. La fuente de ese problema se remonta al 19 de julio de 2016, cuando el GOP aceptó a Donald Trump como candidato a presidente.   / ver más /