CARTA ABIERTA DESDE LA UNIVERSIDAD ARKANSAS TECH
2303A.jpg
Usualmente, pensamos que los restaurantes son únicamente lugares para satisfacer nuestros paladares y tener una conversación amena. Esa es una verdad en parte. ¿Cuál es la otra parte? Si prestamos atención detallada a todos los artefactos que decoran los restaurantes, podemos aprender mucho sobre cultura. Ese fue nuestro caso al visitar un restaurante latino” “Las Palmas” en la ciudad de Russellville.
De Michoacán, México, Las Palmas es un restaurante que además de traer el sabor de la exquisita gastronomía mexicana a Russellville, es una ventana abierta a su cultura. Nombrado así por los árboles de Michoacán, Las Palmas no es solamente un restaurante de comida deliciosa, sino un verdadero centro de cultura Mexicana para todos. Al entrar al restaurante, inmediatamente se puede sentir, oír y ver cultura mexicana. Se puede oír la música mexicana (música norteña y rancheras) y latina (salsa); se pueden oler los aromas de los frijoles y la carne; pueden verse carteles, decoraciones típicas mexicanas. Hay una esquina dedicada al deporte de mayor pasión en México, el fútbol. Hay una exhibición de fotografías de los empleados que trabajan allá. Son muchas cosas a la vez que uno puedo mirar. Por si eso no fuera suficiente, en el mismo momento en que se entra, uno es saludado por personas amables que acompañan el ambiente del restaurante y que dignamente ejemplifican la hospitalidad mexicana. Una de estas personas fue Antonio Pérez, el dueño.
El Sr. Pérez nos afirmó que el restaurante y todos los que trabajan allí mantienen las costumbres de Michoacán, y mejor aún, las ponen en práctica en su quehacer cotidiano en. Casi todos los empleados en el restaurante son miembros de la familia Pérez y tradicionalmente trabajan, conviven, y hacen reuniones juntas.
Los platos de Las Palmas son auténticos, pero con menos picante para que los clientes estadounidenses los puedan disfrutar. Aunque el restaurante y los empleados celebran los días festivos de México, ellos también celebran los días de las festividades en los Estados Unidos.
Otro rasgo interesante del restaurante y del dueño es que él habla en español a los clientes lo que le encanta a los clientes estadounidenses que tratan de hablar español también. Se alegra que las personas tengan interés por la cultura mexicana, por el idioma español, por el restaurante y su ambiente.
El Sr. Pérez dice que la parte favorita de su trabajo es cuando hay muchas personas comiendo y disfrutando de su experiencia cultural. Nosotros somos testigos de esta experiencia cultural e invitamos a que ustedes aprovechen la oportunidad de aprender algo sobre la variedad de las culturas latinas claramente representadas en sus restaurantes y en sus muchas otras instituciones aquí en los Estados Unidos.
Los autores:
Brock Jonson y Brandy Kilpatrick son estudiantes del último semestre de la licenciatura en español del Departamento de Lenguas Extranjeras y Estudios Internacionales en Arkansas Tech University, en Russellville. Este artículo es el resultado de nuestra clase de “Gramática Avanzada y su Uso”.
Edición de esta semana
CLUB ROTARIO DE WEST LITTLE ROCK OTORGA BECAS A LATINOS 
El miércoles 13 durante su junta semanal regular, el West Little Rock Rotary Club a través de su Fondo de Educación y Beneficencia, entregó becas de estudios de $1.000 por semestre para el año académico 2018-19, a tres jóvenes estudiantes secundarios graduados que cumplieron con los requisitos de calificaciones, necesidad financiera, liderazgo, y servicios a la comunidad y/o escuela.   / ver más /
EL LATINO recibió la denuncia del padre de una alumna de la escuela Hall High de Little Rock, cuando se dio cuenta que, en el boletín escolar de la niña, no habían traspasado la mitad de sus créditos por los cursos completados.     / ver más /
Michel Leidermann
comentario
par Michel Leidermann
Si puede, recuerde cuando usted era pequeño y recuerde cómo se sintió al estar separado de su madre y su padre. No solo jugando en el patio o en la calle o parque, incluso por un corto momento, sino verdaderamente perdido. Recuerde el pánico que sintió.   / ver más /