Presidente Bush sugiere aumentar control de indocumentados
2753A.jpg
El presidente George W. Bush propuso el lunes 4 aumentar los gastos destinados a la seguridad fronteriza y el combate a los indocumentados, dentro del proyecto de presupuesto que envió al Congreso para el año fiscal 2009.
La solicitud de 3.1 billones de dólares además recorta los gastos sociales del gobierno federal, lo que de inmediato suscitó críticas de la oposición demócrata y grupos afines.
El presupuesto aumentará el déficit de los 162,000 millones de dólares registrados el año fiscal pasado hasta los 410,000 millones de dólares en el 2008 y los 407,000 millones de dólares en el 2009, según reconoció la Casa Blanca.
Sin embargo, al explicar el alcance de su solicitud presupuestaria, Bush dijo que su prioridad principal "es la defensa del país".
Así,el Pentágono recibirá un aumento de fondos del 7.5%, hasta los 515,000 millones de dólares, a lo que se añadirán otros 70,000 millones de dólares para las guerras en Irak y Afganistán. Eso no incluye lo que pedirá Bush este año en fondos de emergencia.
El presupuesto de la Casa Blanca pide 50,500 millones de dólares para el Departamento de Seguridad Interna (DHS), lo que supone un incremento del 6.8% sobre el presupuesto para el año fiscal en curso, aunque no incluye gastos suplementarios.
Ese monto prevé un aumento de 442.4 millones de dólares para la contratación y capacitación de 2,200 nuevos agentes de la Patrulla Fronteriza, con lo que su número subiría a 20 mil para fines de septiembre de 2009.
Asimismo, la Casa Blanca solicita 775 millones de dólares para la construcción de muros y vallas fronterizas, y la colocación de infraestructura y tecnología dentro de la llamada Iniciativa de Seguridad Fronteriza (SBI).
También prevé un total de 140 millones de dólares para la llamada Iniciativa para Viajeros del Hemisferio Occidental (WHTI), que exigirá el uso de pasaportes y cédulas de identidad a todo visitante en los puertos marítimos y terrestres de EUA a partir de junio de 2009.
Igualmente el plan presupuestario prevé un incremento de 46 millones de dólares para ampliar los centros de detención de inmigrantes —con mil camas adicionales— y más personal para agilizar las deportaciones.
Además, incluye 57 millones de dólares para modernizar los sistemas de tecnología de la Oficina de Inmigración y Aduanas (ICE), la agencia encargada de las acciones policiales contra la población indocumentada.
Hasta la fecha, los agentes de ICE han expulsado de EUA a unos 240 mil indocumentados, han arrestado a 850 criminales extranjeros y han impuesto multas de más de 30 millones de dólares a empresas que contratan a trabajadores "sin papeles", según el DHS.
En ese sentido, el presupuesto destina 100 millones de dólares para el programa E-Verify, en el que las empresas pueden cotejar los datos sobre el estatus legal de sus empleados con una base de datos del gobierno.
La oposición demócrata, y grupos afines como el Centro para Prioridades Políticas y Presupuestarias (CBPP), criticaron a Bush porque está pidiendo más recortes tributarios para los ricos, en detrimento de programas que ayudan a personas de bajos ingresos, en un plan que "dejará al pueblo estadounidense en condiciones más vulnerables".
Edición de esta semana
CIUDAD DE LITTLE ROCK CELEBRÓ EL LANZAMIENTO DE LA TARJETA DE IDENTIFICACIÓN MUNICIPAL
El pasado sábado 7 de julio se inició oficialmente el proceso para que las personas mayores de 14 años que residen dentro de los límites de la ciudad de Little Rock, sin importar su estatus migratorio, puedan obtener oficialmente una tarjeta de identificación municipal. Será muy beneficiosa para personas que no tienen otro medio oficial de identificación y también les serán útiles para conseguir trabajo.   / ver más /
Michel Leidermann
comentario
par Michel Leidermann
La reunión entre los presidentes Donald Trump y Vladimir Putin en Helsinki será recordada por el bochornoso papel del presidente de Estados Unidos: indigno y lastimoso.   / ver más /