Las peleas de gallos son Tradición, Sangre y Dinero en México
3010A.jpg
La lucha entre dos gallos entrenados especialmente para matar en menos de 20 minutos al contrincante, provistos sólo de pico y garras, fue llevada a América por el conquistador Hernán Cortés, quien organizó la primera pelea de gallos para impresionar al emperador azteca Moctezuma.
Desde finales de abril hasta el próximo 18 de mayo, la Feria de San Marcos, en el estado central de Aguascalientes, acoge a una de las festividades más tradicionales del país que tiene a los toros y a los gallos como principales protagonistas.
Sólo en este tipo de ferias es legal organizar peleas de gallos y apostar por el triunfo de uno de los dos animales en pugna.
Según la Asociación de Criadores de Aves de Casta, anualmente la Secretaría de Gobernación de México otorga unos 4,500 permisos para celebrar estos espectáculos, aunque son incalculables los combates clandestinos.
En el Palenque del Sol de Aguascalientes, uno de los mayores recintos del país para estos eventos, con capacidad para más de cinco mil personas, la apuesta mínima en una pelea es de mil pesos (unos 94 dólares), aunque habitualmente un aficionado se juega unos 20 mil pesos (unos 1,800 dólares) por combate.
El tipo de apuestas de la mayoría de palenques mexicanos es "pareja", es decir, ganas el 100% de lo apostado menos el 10% de impuestos.
Picar, morder o perseguir es la forma en que un gallo gana puntos en una pelea, que usualmente termina cuando uno de los animales muere. Sin embargo, como el combate no puede durar más de 20 minutos, un gallo también puede perder por huir de su adversario o por "fondo", es decir, cuando cae al suelo por cansancio, fatiga o heridas en el combate. A veces un gallo gana a pesar de resultar muerto si el otro ha huido cuando su contrincante estaba moribundo.
La pelea no es un enfrentamiento constante, ya que el juez separa cada cierto tiempo a los combatientes, como si de asaltos de boxeo se tratara, y los dueños del animal los recogen para volverlos a lanzar el uno contra el otro.
En ocasiones, los galleros aprovechan estos segundos para hacer respiración boca a boca al animal, ya que la resistencia y la supervivencia son fundamentales para alcanzar la victoria.
Según las reglas del combate de esta feria, los gallos no pueden llevar aceites especiales o espolones artificiales y las únicas armas autorizadas son el pico y las garras.
Entre ferias, cuando no hay peleas, los galleros preparan a sus animales sometiéndoles a una estricta dieta, los desparasitan y los descrestan.
Además, se les pone en forma con entrenamientos en los que se ayudan con llamativas pelotas de colores para que practiquen sus ataques.
El gallo es llevado a pelear con el estómago vacío porque de esta forma es más bravo y ataca con mayor ferocidad.
Para varios criaderos de gallos en México y Estados Unidos, los gallos de pelea "son auténticos deportistas, sometidos a un estricto acondicionamiento físico y una preparación para tener más rendimiento".
El costo de un ejemplar de calidad oscila entre los 500 a tres mil dólares, importe que alcanzan los mejores sementales usados para la reproducción.
Edición de esta semana
¡SUBIERON BANDERA EN OAKLAWN!
Ubicado en el Parque Nacional de Hot Springs, el Oaklawn Racing & Gaming (# 2705 Central Ave. Hot Springs.1-800-OAKLAWN) es uno de los mejores hipódromos en el país desde 1904, y hogar del afamado Arkansas Derby con un premio de $1 millón al ganador. Hoy en día, Oaklawn también ofrece una gran cantidad de diversión y conciertos y máquinas de juegos de azar, día y noche durante todo el año.   / ver más /
¡Nueva sección!   / ver más /
Michel Leidermann
comentario
par Michel Leidermann
El Partido Republicano (GOP) está en problemas más profundos de lo que sugiere la pérdida de un escaño en el Senado en la elección en Alabama. La fuente de ese problema se remonta al 19 de julio de 2016, cuando el GOP aceptó a Donald Trump como candidato a presidente.   / ver más /