Industria automotriz norteamericana acelera cambios de modelos
3187A.jpg
La situación de la industria automovilística en Norteamérica está cambiando a una velocidad vertiginosa y los que hasta hace poco eran el #1 del sector, cada vez están más atrás.
Pero no es únicamente que la demanda por vehículos como los todo-terrenos (SUV) está cayendo rápidamente, sino que los fabricantes están cambiando sus políticas.
General Motors anunció hace unas semanas la paralización temporal de 6 plantas de montaje en RUA, México y Canadá para reducir la producción de camionetas y todo-terrenos en 170.000 unidades para la segunda mitad del año. Al mismo tiempo, GM aumentará la producción de autos, especialmente los más pequeños.
Es la infraestructura del sector la que está desplazándose geográficamente con una movilidad realmente asombrosa y que permitirá que este año México se convierta en el segundo productor norteamericano de automóviles al superar a Canadá. Se estima que este año México producirá 2.260.000 automóviles mientras que Canadá fabricará 2.090.000 unidades.
Y en EUA, los grandes fabricantes no dejan de anunciar trimestre tras trimestre nuevos planes para reducir su producción ante la caída de la demanda.
Hace sólo tres años, Canadá se esforzaba en convertirse en el mayor productor automovilístico de Norteamérica, con inversiones récord de General Motors y una producción total superior a la del estado de Michigan. Además Toyota y Honda tenían planes para ampliar sus operaciones en Canadá.
El optimismo canadiense estaba bien fundado. En el 2004, Canadá produjo 2,7 millones de vehículos, por encima de los 2,6 millones de Michigan.
Además, los fabricantes están ajustando su oferta de modelos.
El cambio no es uno a corto plazo. Las inversiones que marcas como General Motors, Ford, Nissan o Volkswagen están realizando aseguran que el aumento de la producción procedente de México, no será temporal.
Por ejemplo, Ford se ha comprometido a invertir $3.000 millones para la producción en México del nuevo Ford Fiesta, un auto que ha diseñado para ser un vehículo global y la pieza fundamental para su relanzamiento en Norteamérica.
Los motivos de este cambio son varios, pero los analistas destacan que durante años México se ha especializado en la producción de autos, en ligar de grandes camionetas y todo-terrenos.
La astronómica subida de los precios del petróleo y su efecto sobre los bolsillos de los conductores han provocado una corriente a favor de autos más económicos gracias a su reducido consumo.
La única fábrica que produce autos subcompactos en Norteamérica se encuentra en México.
La revalorización del dólar canadiense en un 30% con respecto a la divisa estadounidense en el 2007 ha contribuido a la decisión de las empresas de desplazar parte de la producción desde Canadá a México.
Edición de esta semana
LOS DEMÓCRATAS GANAN EL CONTROL DE LA CÁMARA DE REPRESENTANTES, PERO LOS REPUBLICANOS AUMENTAN SU MAYORÍA EN EL SENADO
Aunque las esperanzas de los demócratas estaban puestas en ganar el Senado y la Cámara Baja en las elecciones de noviembre, el partido solo volverá a controlar la Cámara de Representantes después de siete años, pero los republicanos reforzaron su dominio en el Senado aumentado 4 senadores a su mayoría.    / ver más /
El día de Thanksgiving o Acción de Gracias es una de las festividades más importantes en Estados Unidos, se festeja cada cuarto jueves de noviembre.   / ver más /
Michel Leidermann
comentario
par Michel Leidermann
La orden de Donald Trump de desplegar miles de militares en servicio activo a la frontera sur para detener lo que caracterizó como una inminente “invasión” de las llamadas caravanas de los migrantes centroamericanos, tuvo su función como farándula política para las elecciones de noviembre 6.   / ver más /