La verdad sobre el gigante Wal-Mart
Por Michel Leidermann
WAL-MART, EL EMPLEADOR MÁS GRANDE del mundo, ha tenido que enfrentarse a muchas críticas con el paso de los años. Pero un reciente memorando es sólo uno de toda una serie de nuevos desafíos para su imagen. El memorando describía cómo el 46% de los hijos de los trabajadores de Wal-Mart no cuentan con seguro médico. También cómo el plan de salud de Wal-Mart requiere de pagos en efectivo tan altos que el pequeño número de empleados aquejados por una enfermedad costosa "casi invariablemente terminan por declararse en bancarrota". También proponía que la compañía replanteara las descripciones de trabajos, para incorporar una mayor actividad física, en parte "para disuadir a las personas con una salud deficiente, de solicitar trabajo en la empresa".
Esto reinicia el debate sobre si Wal-Mart es bueno o no para EUA. En un nuevo y mordaz documental titulado "Wal-Mart: el alto costo de los precios bajos", el cineasta Robert Greenwald, se dedica a destrozar a la compañía, pero aborda pocos temas nuevos. Las acusaciones principales contra Wal-Mart, son que destruye a los pequeños negocios, y que paga mal a sus empleados, y maltrata a sus trabajadores, quienes alegan discriminación por sexo y haber sido forzados a trabajar horas extra.
Wal-Mart ha tratado de señalar las incorrecciones de la película, con cierto éxito. Defenderse contra sus críticos nunca ha sido su punto fuerte. Tradicionalmente, Wal-Mart se ha enfocado en vender, y no en influir en la opinión pública. La compañía cree que sus clientes no prestan mucha atención a los titulares. Su investigación muestra que solamente el 8% de los adultos de EUA son abiertamente hostiles hacia Wal-Mart, así que lo mejor es hacer caso omiso de sus adversarios y enfocarse en lograr que sus 100 millones de clientes semanales compren más.
Wal-Mart mandó realizar encuestas que revelaron que a los estadounidenses les preocupaba la calidad de sus empleos y su impacto en las comunidades.
Así que la compañía empezó a hacer cambios. Diseñó nuevas fachadas en sus tiendas para armonizar mejor con la arquitectura existente en las ciudades y edificios más favorables al medio ambiente. Capacitó a los gerentes de las tiendas para que participaran en juntas cívicas e hicieran donaciones en forma más eficaz. Abrió una oficina de diversidad corporativa. También empezó a destacar sus promociones internas, y el hecho de que la mayoría de sus empleados tienen un mejor seguro en Wal-Mart, de el que tenían antes de ser contratados.
Los crecientes gastos de atención a la salud y el menguante poder adquisitivo de los trabajadores no calificados son problemas nacionales debido a la globalización, y no sólo de Wal-Mart. General Motors, que brinda la clase de beneficios que los sindicalistas desean que Wal-Mart otorgue a sus empleados, está perdiendo miles de millones de dólares debido a ese concepto.
Muchos trabajadores han sido afectados favorablemente que encuentran trabajo en Wal-Mart: personas de la tercera edad, personas sin experiencia ni habilidades técnicas, personas de bajo nivel educativo.
Por otra parte el público piensa que son mucho más importantes sus precios bajos que dan beneficios que compensan con creces a los sueldos mínimos.
¿Y usted que opina?
NOTA: del 1.2 millones de sus empleados en los EUA, 568 mil, o sea el 47%, tenían seguro médico en 2005. Otros 70 mil ya se inscribieron para el 2006.
el-latino@arktimes.com 501-374-5108 www.ellatinoarkansas.com
Edición de esta semana
¡SUBIERON BANDERA EN OAKLAWN!
Ubicado en el Parque Nacional de Hot Springs, el Oaklawn Racing & Gaming (# 2705 Central Ave. Hot Springs.1-800-OAKLAWN) es uno de los mejores hipódromos en el país desde 1904, y hogar del afamado Arkansas Derby con un premio de $1 millón al ganador. Hoy en día, Oaklawn también ofrece una gran cantidad de diversión y conciertos y máquinas de juegos de azar, día y noche durante todo el año.   / ver más /
¡Nueva sección!   / ver más /
Michel Leidermann
comentario
par Michel Leidermann
El Partido Republicano (GOP) está en problemas más profundos de lo que sugiere la pérdida de un escaño en el Senado en la elección en Alabama. La fuente de ese problema se remonta al 19 de julio de 2016, cuando el GOP aceptó a Donald Trump como candidato a presidente.   / ver más /