Contrapuntos

 La inmigración lógica

El problema migratorio debiera ser analizada principalmente desde el punto de vista económico. La presencia de trabajadores indocumentados en este país es consecuencia de la demanda laboral en los EEUU. 

No es un fenómeno político, ni está siendo promovido en el exterior, ni está planeada, ni tiene carácter de invasión, ni es substitución o destrucción de la cultura local, es simplemente la respuesta a una necesidad de trabajadores por el mercado en EEUU. Así es como trabaja la economía del mercado. 

Nada de esto le quita seriedad a la situación, pero la explica y debería eliminar el enfoque casi criminal con el que se ha tratado a la migración indocumentada. 

La recuperación económica  de los EEUU en las últimas décadas produjo un movimiento creciente de trabajadores a nuevos y diversos empleos, lo que a su vez creó miles de vacantes en los trabajos sin especialidad y de baja remuneración pero… ¡que alguien tiene que hacer! 

Si los empleadores no encuentran quien haga el trabajo, eso puede causarles grandes pérdidas, especialmente en algunos sectores económicos (campo, servicios y construcción, entre otros). 

Ante la amenaza de esa escasez de trabajadores, quienes producen tienen que buscar soluciones. En algunas Industrias el problema se resuelve reduciendo la calidad de los servicios, en otras, se ha dejado de producir totalmente, dejándole el campo a China o India, y buscando adonde sea, quienes quieran y puedan hacer esos trabajos. 

Por esas circunstancias, inmigrantes que llegan sin documentos en busca de trabajo "en lo que fuera", lo encuentran con facilidad "en lo que sea" y con ello le resuelven los problemas a los empresarios, y sus propias familias.

Eso a quienes les  ilusiona el trabajar en los EEUU, pero no pueden conseguir visas porque los trámites son complicados, lentos, costosos y con muchos requisitos difíciles de satisfacer. 

Pero como la demanda laboral sigue y no es satisfecha localmente y la necesidad de los pobres no decrece, inmigrantes se arriesgan a venir y cruzar como sea,  pese a los problemas, a los polleros, las explotaciones, la discriminación, y los peligros que han costado la vida a muchos. 

Nada de esto es planeado por los indocumentados; nada tienen que ver los inmigrantes con las causas del problema de escasez laboral; al contrario, son la solución, pero resentida por muchos. 

Absurdamente en EEUU  prefieren “exportar” empleos afuera, antes que importar trabajadores a que laboren aquí, que vivan aquí, que consuman aquí. Las serias consecuencias económicas de ese error, no son siquiera discutidas porque han convertido la inmigración en un problema político. 

Una gansada política es no reglamentar la inmigración. Normalizar no obliga a mantener a los inmigrantes para siempre, pero permite conocerlos, controlarlos y satisfacer la necesidad de los empleadores. 

Al reglamentar la inmigración laboral no se trata de premiar a los inmigrantes por violar la ley. Pueden imponerse multas para conceder permisos de trabajo y exigirles un comportamiento intachable, pero no continuar, por prejuicio , con un submundo oculto de millones de indocumentados, que oficialmente, no existen. 

Los legisladores deben ser positivos y aceptar, aunque no les guste, que los indocumentados llenan una necesidad, producen y consumen y, al hacerlo, benefician la economía del país. 

 

NOTA:

Y la población global sigue subiendo: 6.1 billones de personas el año 2000 a 6.9 billones de personas el 2010. Igualmente el numero de billonarios en el mundo aumento de  306 en el 200 a 1.011 el 2010.

Edición de esta semana
ASOCIACIÓN DE ESTUDIANTES HISPANOS DE DERECHO DE LITTLE ROCK CELEBRÓ SU BANQUETE ANUAL
La Asociación de Estudiantes Hispanos de Derecho (HLSA) de la Facultad de Derecho William H. Bowen de la UA-Little Rock celebró su banquete anual de premiación el pasado sábado 2 en el Club 27 de Little Rock.   / ver más /
La Universidad de Arkansas - Little Rock presenta serie de debates y películas, sobre la inmigración en los EE.UU. del 7 de marzo al 16 de abril.   / ver más /
Michel Leidermann
comentario
par Michel Leidermann
En los últimos años, la vacunación infantil se ha convertido en un tema de debate nacional, que también se ha convertido en una preocupación importante en Arkansas. Arkansas es uno de los 18 estados que permite exenciones tanto religiosas como creencias personales, de vacunación escolar Estas exenciones de vacunación no-médicas son peligrosas para los niños no vacunados, los que dependen de la inmunidad de grupo y la salud del público en general. Por estas razones, creo que las exenciones de vacunación no-médicas deben ser ilegales.   / ver más /