¿Ha sufrido racismo en este país?

Pablo Sánchez, mexicano, jardinería comercial, Mount Vernon, AR

 Mire, yo tengo 9 años viviendo en el poblado de Mt. Vernon, Arkansas, y gracias a Dios a mí no me ha tocado experimentar ningún incidente de racismo allí. Toda la gente con la que me topado en Mt. Vernon es, en términos generales, amigable. Tengo la firme impresión de que en el medio rural casi no hay problemas de este tipo, cuando menos no en Mt. Vernon y sus alrededores. Allí todo mundo se trata con respeto y de forma amable.

Juan Carlos Aguilar, mexicano, construcción, Arkadelphia

Tengo 20 años viviendo en Arkadelphia y durante todo ese tiempo allí nadie me ha discriminado o mostrado racismo hacia mi persona. En Arkadelphia la vida es muy tranquila. La verdad es que a mí todo mundo allá me ha tratado bien. Por eso vivo muy a gusto allí, y gozo de una tranquilidad total, sin problemas de ningún tipo. Es una vida apacible y muy, muy placentera. ¿Qué más le puedo decir? La verdad es que ese gran ambiente de tranquilidad es una de las más importantes razones por las que sigo viviendo allí.

 

Oscar Martínez, hondureño, laboralmente incapacitado, Benton

Llevo 5 años viviendo en Benton y nunca he tenido problema alguno. La gente dice que la policía de Benton es muy racista, y la verdad es que cuando primero arribé a esa ciudad, sí me paró la policía en dos ocasiones. Pero sólo me dieron una advertencia y fue todo. Lo que sí noté es que en ambas ocasiones, lo primero que me pedían era que les mostrara mi licencia de conductor y mis papeles de residencia. Creo que eso último, pedir los papeles de residencia, es algo que la policía no debe hacer, ya que se considera ilegal, y por eso, tal vez la gente sí tenga razón al decir que la policía allí es algo racista. Pero en cuanto a la demás gente que vive allí, debo decir que en Benton todo mundo siempre me ha tratado bien.

Arturo Rodríguez, méxico-americano, camionero, Harlingen, TX

Yo he experimentado racismo en mi contra por parte de personas anglosajonas en ciertas regiones del estado de West Virginia, así como también en algunos puntos del estado de Tennessee. En esos dos estados he llegado a restaurantes a comer, y a veces no me atienden, o se tardan mucho en atenderme, a pesar de que es por demás obvio que las meseras me vieron cuando entré, y me miran que estoy allí, por largo rato esperando a que me atiendan, y ni así lo hacen. Incluso atienden primero a individuos anglosajones que llegan mucho después que yo. Eso realmente me da coraje, ya que no debe ser así en un país democrático y libre, como se supone que la Unión Americana es.

 

Maximiliano Rivera, argentino, computadoras, Little Rock

Tengo 11 años viviendo en esta región, y sí he notado que hay incidentes, ciertas situaciones donde en ocasiones se ha dado el racismo en mi contra por ser latino, pero es algo muy sutil, o sea que no es un racismo manifiesto o patente. En cambio, lo que sí he notado es que el grado o la intensidad de los incidentes de racismo y/o discriminación entre los anglosajones y los individuos de raza negra son por demás obvios, y se dan con mucha frecuencia. Se nota casi de inmediato que existe mucha división entre estas dos razas. Incluso en la reciente elección presidencial entre Obama y Romney yo noté esto muchísimo.

Edición de esta semana
DEBATE BILINGÜE ENTRE CANDIDATOS A ALCALDE DE LITTLE ROCK 
Un debate en el que participaron candidatos a la alcaldía de Little Rock, fue organizado por Rolando Ochoa de la cadena de televisión Univisión-Little Rock, Cesar Ortega pastor de la organización de servicio comunitario basado en la fe cristiana City Connections, y Michel Leidermann, director del periódico en español El Latino. El debate se realizó a las 7 PM del lunes 29 en la iglesia South City ubicada en la Baseline Rd con la I-30 en el Southwest de la ciudad.   / ver más /
El Obispo Anthony Taylor de la Diócesis de Little Rock, publicó una segunda carta el martes, 23 de octubre, actualizando información sobre la actual crisis de abuso sexual por clérigos y la ayuda para las víctimas.   / ver más /
Michel Leidermann
comentario
par Michel Leidermann
Cuando los jóvenes de la antigua Atenas alcanzaban la edad de 17 años, se marcaba un momento en el que pasaban de ser jóvenes a ser considerados hombres responsables para la toma de decisiones sobre la ciudad. De ahí en adelante se les permitía el ingreso a las filas militares para luchar en la guerra.    / ver más /